MONSTRUOS CON ASPECTO HUMANO

‘El Carnicero de Praga’: El oscuro secreto tras el robo del cadáver del nazi Reinhard Heydrich

Quienes profanaron la tumba conocían el lugar exacto donde estaba

Los restos del alto jefe nazi Reinhard Heydrich, uno de los más temidos de su época, fueron robados de su tumba anónima en el Cementerio de los Inválidos en Berlín, Alemania, el 12 de diciembre de 2019.

La Policía alemana investigó a fondo el caso, pero hasta la fecha se desconoce la identidad de los asaltantes y sus motivaciones, que muchos ya consideran oscuras.

Heydrich ocupaba una tumba anónima para evitar la exaltación actual por parte de neonazis.

Quienes profanaron la tumba conocían el lugar exacto donde estaba, abrieron la losa de cemento e intentaron extraer los restos mortales.

Aún no está claro qué sucedió esa noche, pero los supuestos ladrones de tumbas no lograron llevarse los huesos de Heydrich.

Cuando un cuidador del camposanto descubrió la profanación, alertó de ella a la policía.

Reinhard Heydrich se ganó a pulso su sobrenombre del «Carnicero de Praga» por su brutalidad con los que consideraban enemigos en el protectorado de Bohemia y Moravia en la actual República Checa. Falleció en 1942 tras un atentado.

Después de que Adolf Hitler se convirtió en canciller en 1933, Heydrich fue nombrado jefe del departamento político de la fuerza policial de Munich, y ayudó a poner a las fuerzas policiales políticas en toda Alemania bajo el control de Himmler.

Heydrich ascendió rápidamente a través de las filas de la SD. Debido a que Himmler era solo cuatro años mayor que Heydrich, las esperanzas de avance de Heydrich solo pudieron realizarse con su especialización.

Fue nombrado jefe de las SS para Berlín en 1934, y cuando Himmler se convirtió en jefe de todas las fuerzas policiales alemanas en 1936, Heydrich se hizo cargo de la SD, la policía criminal y la Gestapo.

Adolf Hitler lo describió como “el hombre del corazón de hierro”.

Otros nombres que se le atribuyen incluyen “el verdugo” y “el genio malvado de Himmler”.

Obtuvo tales epítetos con acciones como coordinar la Noche de los Cristales Rotos, dirigir la Conferencia de Wansee en la que los jerarcas nazis pusieron en marcha la Solución Final, y crear las Einsatzgruppen, los comandos especiales nazis responsables de al menos un millón de muertes.

Algunos también consideraban a Heydrich como un potencial futuro líder del Tercer Reich. Su cercanía a Hitler hizo que fuera nombrado como gobernador (protektor) del protectorado de Bohemia y Moravia, territorio checoslovaco ocupado por el régimen nazi alemán. Fue enviado para reprimir los constantes alzamientos de la población.

Se ganó el apodo de el “Carnicero de Praga” o la “Bestia rubia”, cuando dos semanas después de tomar posesión de su cargo, ordenó fusilar a 550 personas consideradas disidentes con el objetivo de mantener así a la población en un continuo estado de amenaza.

El gobierno checoslovaco en el exilio, con sede en Londres, decidió que debían tomar alguna medida urgente para evitar que los nazis se quedaran de forma definitiva en el poder en su tierra. Enviaron dos agentes para que intentaran asesinar a Heydrich.

Operación Antropoide

El plan para aniquilar a Reinhard Heydrich se denominó Operación Antropoide. Según indica Pere Cardona, divulgador histórico español especializado en la Segunda Guerra Mundial, este plan parte de una idea del primer ministro británico Winston Churchill, el cual convence al primer ministro checo en el exilio, Edvard Benes, de la necesidad de eliminar a Heydrich para subir la moral del pueblo checo y eliminar al posible sucesor de Adolf Hitler.

En las semanas siguientes, el gobierno checoslovaco buscó a dos hombres que pudieran perpetrar el atentado, y no tardaron mucho en hallarlos. Los seleccionados fueron los militares Josef Gabcik y Karel Svoboda. A los pocos días de empezar el entrenamiento (debían ser instruidos en técnicas paracaidistas para ser lanzados en Checoslovaquia desde el exilio) el segundo fue sustituido por darse un severo golpe en la cabeza durante un salto. El nuevo comando elegido fue Jan Kubis.

La misión dio inicio el 27 de mayo de 1942. A las 10h30 Heydrich se dirigía a bordo de su Mercedes-Benz descapotable a su cuartel general en el castillo de Hradcany. Era tal la convicción que tenía de que era indestructible, que ni él ni su chófer llevaban escolta y repetian día tras día el mismo recorrido.

Cuando el descapotable de Heydrich desaceleró en una curva pronunciada, Gabcik y Kubis abordaron su auto. La metralleta de Gabcik se encasquilló y no pudo disparar, pero Kubis sí logró lanzar una granada de mano que alcanzó la parte posterior del vehículo. Tras la explosión, la metralla y otros restos de la carrocería se incrustaron en la espalda de Heydrich, y aunque el protektor se pudo levantar y trató de perseguir a sus atacantes, sus heridas eran demasiado graves y cayó desplomado.

Heydrich murió el 4 de junio de 1942 a consecuencia de las heridas recibidas en el atentado y por su obstinación en ser tratado por un médico de su confianza en Berlín. La tardanza en iniciar el tratamiento le causó una septicemia que acabó con su vida. El 9 de junio fue enterrado solemnemente en la Cancillería del Reich en Berlín.

La ira de Hitler fue de tal magnitud, que exigió a Himmler que arrasara la pequeña población checa de Lidice, la cual había acogido a miembros de la resistencia que habían colaborado con los autores del magnicidio. Ese día fueron ejecutados 199 hombres, 195 mujeres fueron enviadas al campo de concentración de Ravensbruck y 95 niños fueron arrestados (81 serían asesinados en el campo de exterminio de Chelmno). El precio que tuvieron que pagar los checos por matar al símbolo del poder nazi en su país fue muy elevado.

Los autores del magnicidio, Gabcik y Kubis, fueron delatados por Karel Kurda, un miembro de la resistencia, y tras un largo tiroteo con las fuerzas de las SS, el 18 de junio murieron en su refugio de la iglesia ortodoxa de los santos Cirilo y Metodio en Praga. (I)

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído