Público, Mongolia y La Marea son algunos de los medios detrás de la nueva ofensiva contra Casa Real

Medios de izquierda hincan la rodilla ante Pablo Iglesias: lanzan un crowdfunding para crear un ‘CIS comunista’ contra Felipe VI

Los medios de comunicación afines a la extrema izquierda buscan reunir 32.000 euros para lanzar una campaña de opinión en contra de la Monarquía

Medios de izquierda hincan la rodilla ante Pablo Iglesias: lanzan un crowdfunding para crear un 'CIS comunista' contra Felipe VI
Felipe VI y Pablo Iglesias junto a sus medios afines PD

Un total de 16 medios de comunicación están de rodillas ante Pablo Iglesias.

El líder de Podemos está logrando que un grupo de diarios afines a la extrema izquierda le fabriquen a la medida un ‘CIS comunista’ para atacar a Felipe VI.

Los 16 medios rendidos ante la izquierda reaccionaria anunciaron un crowdfunding para recaudar 32.000 euros, aunque se ‘conforman’ con 27.000 euros. Al momento de realizar esta noticia, ya superaban los 6.000 euros recolectados.

Bajo el irónico nombre de ‘Plataforma de Medios Independientes’, los diarios reconocen abiertamente que están siguiendo la hoja de ruta marcada por Pablo Iglesias.

Desde el diario ‘Nueva Tribuna’, uno de los organizadores del ‘CIS comunista’, se indica que:

“Y, ¿qué nos ha llevado hasta aquí? El pasado mes de julio enviamos una carta abierta al presidente del CIS, José Félix Tezanos, pidiendo que volviera a preguntar en su Barómetro sobre la monarquía después de cinco años sin hacerlo. Ante su respuesta evasiva decidimos unirnos para lanzar nosotros mismos una gran encuesta que permita a la ciudadanía opinar sobre la forma de Gobierno que prefiere, sobre la hipótesis de que se reforme la Constitución y se convoque un referéndum y sobre los últimos acontecimientos protagonizados por la Casa Real”.

La misma presión y argumentos empleados por Podemos en la Proposición No de Ley (PNL) que presentó ante el Congreso para que el Gobierno obligue al CIS, en manos del socialista José Félix Tezanos, a preguntar en sus encuestas sobre la Monarquía, el Rey y los distintos miembros dela Familia Real.

Hasta la fecha, el CIS se ha negado a incluir preguntas específicas sobre la monarquía alegando que no es un tema que los españoles citen en los barómetros mensuales como un problema para España.

Además, recuerdan que al preguntar por las posibilidades de reforma de la Constitución, tampoco hubo menciones relevantes a la Jefatura del Estado.

Sin embargo, Iglesias cree que el CIS podrá allanarle el camino de su ataque a Casa Real o, al menos, un barómetro creado desde los medios de comunicación afines a su partido.

Un experimento que ya intentó desde su panfleto ‘La Última Hora’, donde publicaron sus  presuntas encuestas sobre la aceptación de la Monarquía, pero sin ninguna repercusión por su falta de imparcialidad y credibilidad.

Ahora, buscan disfrazar la misma estrategia de desacreditación a la Monarquía bajo una “encuesta exhaustiva y totalmente independiente” que carece de la misma credibilidad.

Un nuevo teatrillo de Podemos al que se prestan los medios: Público, Nueva Tribuna, Mongolia, La Marea, CTXT, Cuarto Poder, Critico, Luzes, El Salto, Pikara, Carne Cruda, Praza.gal, Alternativas Económicas, La Voz del Sur, Nortes, y Cataluña Plural.

Reventar la Constitución

El objetivo de Podemos es incluir en el CIS o en su barómetro comunista ‘preguntas trampa’ que impulsen debate social sobre la necesidad de una reforma constitucional que [siguiendo los pasos dados por los regímenes de Venezuela, Nicaragua y la Bolivia de Evo Morales] se aprovechará para cambiar las leyes incómodas o peligrosas para el Gobierno. Por ejemplo, la existencia de la Monarquía o sus competencias.

No es la primera vez que Podemos muestra su interés por reformar la Constitución. Algo que ocurrió en las dictaduras latinoamericanas que asesoró y que solo funcionó para, bajo una mascara democrática, allanar el terreno para una dictadura.

Luis María Anson ‘desveló’ el gran plan del PSOE: “plantear una crisis constituyente y presentar a la nación una nueva Constitución”.

A través del artículo titulado ‘Crisis Constituyente’, el periodista adelantó en junio de 2020 que uno de los objetivos es acabar con la Monarquía, lo que situaría a Pedro Sánchez en la historia como el primer presidente de la III República.

“La operación ha sido inteligentemente meditada. No se trata de someter al pueblo español a un trágala de golpe. No. Se trata de ir desmontando poco a poco la España de la Transición para establecer la nueva normalidad al gusto del Frente Popular que nos gobierna”, denuncia.

El planteamiento de Anson surge de las polémicas declaraciones del ministro de Justicia, Juan Carlos Campo, quien afirmó durante su intervención en el pleno del Congreso de los Diputados que España se encuentra en medio de una «crisis constituyente».

Unas palabras que, posteriormente, fueron desmentidas en una entrevista por la ministra de Defensa, Margarita Robles.

La socialista indicó que la Carta Magna es «una de las grandes apuestas» que se hizo durante la Transición y que «ha permitido que España sea un modelo» para el resto de democracias.

Sin embargo, la técnica puede responder a los ‘falsos positivos’ que también implementó el régimen de Hugo Chávez para tantear a la población sobre cómo reaccionarían ante un posible referéndum constitucional.

Cortina de humo

Los ataques a la Monarquía también buscan servir de ‘cortina de humo’ a otras polémicas relacionadas con el partido de extrema izquierda. Por ejemplo, del brutal batacazo que se llevó en las elecciones autonómicas de Galicia y País Vasco, así como la aparición de una ‘caja B’.

Unos ataques que se multiplicarán tras acabar el verano, junto con el apoyo de las alas más radicales del independentismo y del nacionalismo.

Sin embargo, para lograrlo necesitan manipular a la opinión pública y el barómetro del CIS es un gran aliado.

El objetivo será modificar los datos que muestran a la Monarquía como un problema tan solo en el 0,5% de los españoles, dos décimas más respecto al estudio del mes de junio anotándose su máximo del presente año.

Mientras que su récord histórico es el 1,1% que registró en junio de 2014, cuando Juan Carlos I anunció su decisión de abdicar.

Irónicamente para los socialistas y comunistas, la Corona aparece en el trigésimo primer puesto de los principales problemas nacionales, muy por debajo de la clase política, que sí aparece en el top ten de las preocupaciones de los españoles.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

José Antonio Puglisi

Periodista italovenezolano especializado en economía y periodismo de investigación.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído