Bokabulario

La caída de PRISA empezó con la ‘opa’ sobre Sogecable

A veces en esta vida se pagan los errores. La decadencia de PRISA comenzó cuando Cebrián se empeñó en opar Sogecable.

Que El País prescinda de 138 de sus 440 trabajadores es un shock para la profesión, donde se equiparaba al periódico con la antigua Telefónica o El Corte Inglés: una vez dentro, todo eran privilegios, trienios, ascensos, complementos, golosinas… Una empresa progre que practicaba el añorado paternalismo franquista con sus empleados.

En unos pocos años, concretamente desde que murió Jesús Polanco, PRISA y El País han entrado en barrena. Se suele decir que los hijos y los nietos dilapidan la empresa construida por el padre. José Manuel Lara demuestra que esa regla no siempre se cumple, pero los Polanco la confirman. PRISA es la única empresa familiar de importancia que yo conozco donde el ejecutivo de fuera se ha desecho de los propietarios. Y Juan Luis Cebrián trajo la catástrofe a su casa.

El periodista convertido en ejecutivo de MBA culpa del desastre de PRISA a la caída de la publicidad, al malvado Internet, que es cosa de rojos, y, por supuesto a los trabajadores:

«Cuando leo El País por la mañana no me interesa nada de lo que dice. Ya me conozco lo que dice.»

Él no tiene la culpa de nada, que bastante hace por cobrar casi 14 millones de euros al año por su dedicación progresista. Entre las empresas cotizadas en la bolsa española, sólo Pablo Isla, presidente de Inditex, supera el sueldo de Cebrián, pero Isla ha convertido a Inditex en la empresa de mayor capitalización de España, con beneficios constantes, expansión mundial y una acción que ha rebasado los 100 euros.

Sin embargo, la sentencia para el grupo y el periódico se firmó cuando Cebrián decidió, con permiso de los polanquitos, lanzar una opa sobre Sogecable, lo que obligó al grupo a endeudarse, a llamar al Fondo Liberty y empezar a vender activos para pagar los intereses de su deuda.

Quién le iba a decir a Janli que cuando entró en el Pueblo de Emilio Romero en vez de hacer la revolución pendiente iba a hacerse multimillonario. ¡Ni las historias de multimillonarios hechos a sí mismos en Estados Unidos!

La decadencia de PRISA representa la falta de verdaderos empresarios que padece España. En vez de emprendedores, sólo hay listos que se incluyen un Lexus en el sueldo.

CODA: Forges (a) Esquirol, Iñaki Gabilondo, Manolito Rivas, Almudena Grandes, el abuelo Vicent, Maruja Torres, Josep Ramoneda y otros sargentos del Imperio Progre no han tenido la decencia de publicar nada en favor de sus compañeros amenazados de despido.

(También Unidad Editorial anuncia un nuevo ERE en El Mundo. Los periódicos de papel están muertos, sobre todo porque los matan los editores y los ejecutivos.)

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Pedro F. Barbadillo

Es un intelectual que desde siempre ha querido formar parte del mundo de la comunicación y a él ha dedicado su vida profesional y parte de su vida privada.

Lo más leído