La ilusión que despierta el Movimiento Ciudadano en Madrid pone a todos nerviosos

La periodista Irene Lozano, diputada de UPyD, carga contra Ciutadans y el ‘pasado’ de Albert Rivera

Se ha hartado de que algunos aboguen por un acuerdo entre la formación magenta y los califican de 'Movimiento Tertuliano'

La periodista Irene Lozano, diputada de UPyD, carga contra Ciutadans y el 'pasado' de Albert Rivera
Irene Lozano. EP

Intentan menospreciarlo tildándolo de ‘Movimiento Tertuliano‘, pero lo cierto es que el ‘Movimiento Ciudadano’, impulsado por Albert Rivera y con personalidades de todos los partidos sumándose en masa, ha irrumpido con fuerza en Madrid.

Y les preocupa, porque las encuestas detectan que ‘MC‘ tendría escaños en la capital de España si opta por concurrir a las elecciones.

Y eso, que va en detrimento de todos los partidos establecidos, tiene muy nerviosos a los del PP, a los del PSOE e incluso a los de UPyD, que hasta hace poco eran los únicos que pescaban electoralmente entre las decepcionadas huestes de los dos ‘grandes‘.

Como recoge ‘ESD‘, la diputada de UpyD Irene Lozano se ha sumado a las críticas contra el partido de Albert Rivera: «Lo del flirteo con C´s y bla, bla, bla».

Suena el asunto a ofensiva para frenar la expansión de Albert Rivera, porque uno de sus compañeros de bancada en el Congreso, Carlos Martínez de Gorriarán, tildó semanas atrás de «movimiento tertuliano» por la visibilidad televisiva de su líder y de algunos de sus fichajes.

Por un lado, están lo lógicos celos. Por otro, cierto hartazgo de que un día si y otro también, se les pregunte cómo son incapaces de cerrar un pacto con Ciutadans y Rivera.

Lo hizo Fernando Savater y se descartó de manera inmediata y volvió a pedirlo Albert Boadella, que en una conferencia de Rosa Díez le pidió que su partido «follara» con el de Rivera.

La periodista Irene Lozano alude a esa expresión sin citar al dramaturgo en un artículo publicado en su blog de El Confidencial, donde colabora de forma habitual.

Lozano aprovecha para presentar algunas de las decisiones que determinan el comportamiento de UPyD para, a continuación, tirar de hemeroteca contra Ciutadans y su dirigente en tres párrafos.

«No tengo ningunas ganas de criticar a Albert Rivera. Es más, escribí a favor de él al principio. Luego supe que había ocultado su militancia en Nuevas Generaciones. Y no me molestó que hubiera pertenecido al PP, sino que con su actitud aceptaba ese principio tan extendido en política, según el cual la mentira es perdonable si proporciona réditos políticos. Esto no es nada fresco».

«Si nosotros no hacemos performances ni ocultamos nuestro pasado es porque creemos en el medio plazo, no en el corto. Y eso nos impediría sumarnos a una alianza de partidos de extrema derecha xenófoba, como ha hecho C´s con Libertas en el pasado. Cuando lo comento con amigos cercanos a C´s me dicen: sí, sí, es que eran unos inexpertos, han cometido muchos errores».

«En 2009 encabezaron una coalición de partidos regionales que representan el particularismo del que UPyD abomina. En aquella alianza también estaba el PSDE, partido del famoso Tamayo, el del tamayazo, y José Luis Balbás. Nosotros no queremos tratos con corruptos o excorruptos, francamente. A menudo nos acusan de no tener pasado, cuando en realidad quieren decir que nuestro pasado es de personas honestas, entre otras cosas, porque no damos cabida a gente tan dudosa».

«En las generales de 2011, C´s no se presentó finalmente, peo estuvo explorando una alianza con el Partido Regionalista de Cantabria del señor Revilla. Regionalista quiere decir hermano pequeño del nacionalismo. Allá ellos con sus decisiones, para mí no es la forma adecuada de crecer en votos. ¿Otro pecadillo de juventud?»

«Bien, aceptemos que así sea. Si se han equivocado tantas veces en el pasado, ¿cómo pensar que aciertan ahora cuando piden por enésima vez la alianza con UPyD? Yo creo que vuelven a errar. De hecho, ya han firmado un acuerdo con partidos locales como Unión de Ciudadanos Independientes (de Illescas) o Ciudadanos de Cádiz. Y vuelven a aceptar la colaboración de gente dudosa como Fuster Fabra, abogado de cuatro de los mossos procesados por la muerte de Juan Andrés Benítez en el Raval y cercano a Fuerza Nueva».

La diputada y periodista concluye con una alusión a las apariciones mediáticas de Rivera y guardando la ropa de la lideresa de la formación magenta por su artículo:

«No critico a Ciutadans por tomar estas decisiones. Pero ni me trago la supuesta ingenuidad de Albert Rivera cuando afirma en televisión -siempre es en televisión- no entender por qué UPyD no quiere pactar con él ni me trago a esos tertulianos de memoria selectiva que olvidan de súbito el pasado de C´s, escaso y enjundioso como su presente».

Y cierra poniéndose la venda antes d ela herida, asegurando que todo lo hace por su cuenta:

«Para terminar, una cuestión formal: este artículo es mío, lo firmo yo y me hago responsable de lo que en él se afirma. Rosa Díez ni siquiera sabe que lo escribo. En esto también somos diferentes».

 

 

Te puede interesar

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído