Los humanos magdalenienses domesticaron y criaron animales que provenían de diferentes linajes de lobos

El lobo salvaje se convirtió en un perro domesticado en Alemania

Una investigación plantea que el perro se convirtió en el ‘amigo fiel del hombre’ hace entre 16.000 y 14.000 años

El lobo salvaje se convirtió en un perro domesticado en Alemania
Lobos PD

La fuerte amistad entre los hombres y los perros tiene su origen en el suroeste de Alemania.

Así lo indica una investigación sobre la transición de lobos salvajes a perros domesticados en Europa hace entre 16.000 y 14.000 años.

Un equipo de investigación liderado por el Centro Senckenberg para la Evolución Humana y el Paleoambiente de la Universidad de Tubinga analizó con diversos métodos varios fósiles de Canidae de una cueva en esa región centroeuropea.

Los perros generalmente se consideran los animales domésticos más viejos. «Sin embargo, hasta la fecha todavía no está claro exactamente cuándo ocurrió la transición de los lobos a los perros domésticos y pastores. Las estimaciones científicas oscilan entre 15.000 y 30.000 años atrás», explica Chris Baumann del Centro Senckenberg para la Evolución Humana y el Paleoambiente en el Universidad de Tübingen.

“Además, el lugar donde ocurrió esta transición de animales salvajes a domésticos también sigue siendo incierto», añade.

Para responder a esta pregunta, Baumann y un equipo internacional estudiaron varios huesos fósiles de la familia de los perros (Canidae), que, además de los perros domésticos modernos, también incluye lobos y zorros, de una cueva en el suroeste de Alemania.

«El Gnirshöhle es una pequeña cueva de dos cámaras en el sur de Baden-Wuerttemberg que se encuentra en las inmediaciones de dos cuevas adicionales de la época magdaleniense, una etapa cultural arqueológica en la sección más joven del Paleolítico superior», agrega Baumann.

Los huesos de Canidae fosilizados del Gnirshöhle se examinaron mediante una combinación de varios métodos. El biogeólogo de Tubinga comenta lo siguiente: «Vinculamos la morfología, la genética y las características isotópicas, lo que llevó al descubrimiento de que los huesos examinados se originaron a partir de numerosos linajes genéticos diferentes, y que los nuevos genomas secuenciados a partir de las muestras cubren todo el rango genético de lobo a perro doméstico «.

Por lo tanto, el equipo de investigadores asume que los humanos magdalenienses domesticaron y criaron animales que provenían de diferentes linajes de lobos.

«La cercanía de estos animales a los humanos y los indicios de una dieta bastante restringida sugieren que hace entre 16.000 y 14.000 años, los lobos ya habían sido domesticados y mantenidos como perros. Por tanto, un origen de los perros domésticos europeos podría encontrarse en el suroeste de Alemania», añade Baumann en resumen.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído