EL GOBIERNO SUSPENDE LOS VUELOS DE ENTRADA PROCEDENTES DEL REINO UNIDO

La ‘cepa británica’ del coronavirus ya está en la Península Ibérica: Reino Unido detecta casos en Gibraltar

Hasta 23 países europeos han cerrado hasta el momento las entradas y salidas por aire con Reino Unido, 20 de ellos de la Unión Europea

La 'cepa británica' del coronavirus ya está en la Península Ibérica: Reino Unido detecta casos en Gibraltar
Gibraltar.

El Gobierno español ha decidido por fin suspender los vuelos de entrada procedentes del Reuno Unido, país que ya ha informado que ha detectado al menos un caso de la variante del coronavirus que ha surgido en su territorio en el peñón de Gibraltar.

Las autoridades europeas confirman que la nueva mutación es un 70% más contagiosa. Hasta 23 países europeos habían cerrado hasta el momento las entradas y salidas por aire con el país británico, 20 de ellos de la Unión Europea. La decisión del Ejecutivo entra en vigor a partir de mañana 22 de diciembre de 2020, salvo para ciudadanos españoles o residentes.

El lehendakari Iñigo Urkullu y la presidenta madrileña, Isabel Díaz Ayuso, habían solicitado al Gobierno suspender los vuelos, que sigue sin reaccionar.

Así las cosas, un portavoz del primer ministro británico, Boris Johnson informa de que se ha detectado al menos un caso de la nueva cepa de coronavirus en Gibraltar. También en Dinamarca y Australia.

Mutación ‘N5017’: todo lo que se sabe sobre la supercontagiosa cepa de coronavirus británica

El gran escalofrío y muchas dudas, porque a estas alturas nadie está ya seguro de que las vacunas, recibidas en todo el mundo con alharacas, puedan servir si el virus sigue mutando de forma tan espantosa.

La aparición en el Reino Unido de una nueva cepa del coronavirus, mucho más contagiosa que las otras, preocupa a los epidemiólogos, obligó al reconfinamiento de Londres y el sureste de Inglaterra y llevó a varios países a suspender sus vuelos procedentes del territorio británico este domingo 20 de diciembre de 2020.

El consejero científico del gobierno británico, Patrick Vallance, explicó que esta variante del SARS-CoV-2, además de propagarse rápidamente, se está convirtiendo en la forma “dominante”, lo que conllevó “una subida muy fuerte” de los ingresos hospitalarios en diciembre. La nueva cepa habría aparecido a mediados de septiembre en Londres o en Kent (sureste), según él.

“El grupo consultivo sobre amenazas nuevas y emergentes de virus respiratorios (NERVTAG) considera que esta nueva cepa puede propagarse más rápidamente”, declaró el médico-jefe de Inglaterra, Chris Whitty, en un comunicado.

Países europeos prohibieron los vuelos del Reino Unido antes que España

Lo del Gobierno PSOE-Podemos, además de ineptitud manifiesta, empieza a parecer delito. No les importa los muertos por coronavirus, la ruina de las empresas o el desastre social…sólo la propaganda.

Nuestro país ha vuelto a ir por detrás. Italia fue el primero, seguido casi de inmediato por los Países Bajos y Bélgica, en prohibir los vuelos con Reino Unido con carácter inmediato por la nueva variante del coronavirus detectada en el país, según han comunicado los diferentes gobiernos de estos países este domingo 20 de diciembre de 2020.

Tras ellos, se han sumado a la medida Austria, Alemania, Irlanda, Francia y Suecia. España, sin embargo, decidía esperar y sólo ha anunciado que intensificará las pruebas PCR a los viajeros antes de rectificar.

Los países de la UE han convocado este domingo 20 de diciembre de 2020 una reunión por videoconferencia para abordar la respuesta conjunta ante la nueva cepa de coronavirus detectada en Reino Unido.

Además, Bruselas ha convocado una reunión de expertos del mecanismo de la UE de Respuesta Política Integrada a las Crisis (RPIC) para las 11.00 horas de este lunes. El RPIC es el encargado de hacer el seguimiento de la crisis del coronavirus y de tratar cómo responder de manera coordinada en el marco de la UE.

Mientras, el presidente francés, Emmanuel Macron, y la canciller alemana, Angela Merkel, han mantenido contactos telefónicos con otros líderes de la UE para acordar una respuesta común.

El ministro de Sanidad británico, Matt Hancock, reconoció que la nueva cepa de coronavirus detectada en Inglaterra está «fuera de control» y por eso se ha actuado «rápidamente y con decisión», en referencia al confinamiento impuesto en Londres y el sureste del país. La nueva cepa no es más grave, pero sí se propaga más rápidamente.

En el caso de Holanda, la prohibición es para los próximos diez días, mientras que Bélgica, de momento, no permitirá el tráfico aéreo y por tren con Gran Bretaña durante 24 horas. Además, una fuente del Ministerio de Sanidad alemán ha señalado a la agencia AFP que el Gobierno está «estudiando seriamente» la opción de prohibir también los vuelos con Reino Unido.

En el caso de Italia, ha sido el ministro de Exteriores del país, Luigi di Magio, quien ha dado a conocer la decisión en un mensaje en sus redes sociales este domingo. «Como Gobierno tenemos el deber de proteger a los italianos y por esa razón, tras haber avisado al Gobierno inglés, estamos a punto de firmar una medida con el ministro de Sanidad para suspender los vuelos con Gran Bretaña», dice el mensaje.

Por su parte, la decisión del Gobierno holandés se debe a que el Ministerio de Sanidad ha confirmado que un estudio realizado en Países Bajos a principios de diciembre reveló que también circulaba un virus con la variante descrita por el Reino Unido. Esto ha provocado que, tras la alarma en Londres, las autoridades sanitarias se encuentren en estos momentos analizando esta nueva cepa, cómo se produjo el contagio de la persona afectada y si hay casos relacionados.

El Instituto de Salud Pública de Países Bajos (RIVM) ha pedido a Sanidad el control de los movimientos de pasajeros con el Reino Unido «tanto como sea posible» para limitar «la introducción de esta cepa de virus» en territorio neerlandés. Tras esta petición, el Gobierno local ha decidido prohibir el tráfico aéreo de personas procedentes de las islas británicas durante al menos diez días, hasta el 1 de enero próximo.

El Gobierno local ha decidido prohibir el tráfico aéreo de personas procedentes de las islas británicas durante al menos diez días, hasta el 1 de enero próximo

El cierre decretado por el Gobierno neerlandés no es total. Se mantiene abierto el transporte de mercancías y el personal sanitario puede salir y entrar libremente sin restricciones del país. Además, no se van a cerrar los diferentes puertos, entre ellos el gigantesco Róterdam, y también es posible viajar en tren porque las líneas férreas siguen con su normal actividad. Todavía será posible viajar por tanto en coche, tren y barco.

En cualquier caso, el Gobierno de los Países Bajos ha insistido en pedir a los ciudadanos que «no viajen al extranjero, a menos que sea estrictamente necesario» debido al «riesgo sustancial de propagación del virus que provoca la covid-19». Aunque no ha cerrado el tráfico por tierra y agua, sí ha anunciado en cambio que va a coordinar en los próximos días con el resto de los socios de la Unión Europea «la posibilidad de restringir aún más las importaciones del virus desde el Reino Unido». El país que dirige Boris Johnson se ha convertido en el nuevo quebradero de cabeza para Europa en lo que se refiere a la pandemia.

 

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído