El blog de Otramotro

Ángel Sáez García

Prefiero dedicarme a trenzar textos

PREFIERO DEDICARME A TRENZAR TEXTOS

Dilecta Pilar:

Prefiero dedicarme a trenzar textos en la biblioteca que a especular en casa con qué me recomendará el doctor Iñaki Alberdi Ibáñez, cuando acuda hoy, martes (como sabes, día guerrero), a las 12 y 10 horas, hora de la cita, a su consulta. Ya he releído tres veces el informe clínico de alta. Como soy un optimista redomado, tiendo a pensar que no es tan malo, pero… el apreciado galeno con galones echará mano de las razones de peso que estime oportunas o pertinentes para persuadirme.

El viernes pasado leí en la librería/papelería “El Cole”, en concreto, en la página 34 del Heraldo de Aragón, la tribuna que titulaste “Expolios”. Me gustó (nada nuevo en mis valoraciones sobre tus urdiduras); la única objeción, que me cupo hacer a tu columna, es que ni siquiera aquellos que gozamos de una memoria excelente estamos exentos o libres de que el alzhéimer u otras enfermedades mentales aprovechen el statu quo, el estado de cosas en un momento dado, para expoliarnos nuestra magnífica memoria. Ese mismo día publiqué en mi blog un texto (“Es mera y moldeable plastilina”) que tiene algunas concomitancias con el tuyo, especificando un poco más, con los recuerdos que atesoramos, que nos llevan a mentir, sin querer.

Te agradezco sobremanera tus buenos deseos para conmigo, que parece que me dedico, en exclusividad, al cultivo de un árbol frutal sobre todo, el peral, dada mi afición o pasión a coleccionar achaques, peros. Mi hermano Eusebio suele decir, a la hora de hablar de la salud de un cincuentón, que “quien no tiene un pero tiene un manzano”.

En esta ocasión volvemos a abundar o coincidir en el parecer; se escriba y se lea donde sea, verbigracia, en la biblioteca (que mi difunta madre, Iluminada, se refería a ella con la voz “tecla”; compruebo, una vez más, que el dato no lo has olvidado). Por cierto, este fin de semana he apuntado esta frase de Christopher Hitchens sobre la memoria: “Quienes no pueden olvidar el pasado están condenados a recrearlo”. Cabal e irrefutable, al menos para quien firma estas líneas abajo.

Conviene que seamos positivos (para promediar, equilibrar la balanza o contrarrestar), porque la realidad ya se encarga de suministrarnos bastantes sucesos negativos

Todo está dicho (pero acaso pueda decirse de otra forma o manera), todo está hecho (mas, tal vez, quepa hacerlo de otro modo). Empero esto, seguramente, ya lo dijo un griego o romano hace muchos siglos. La frase de arriba, de Hitchens es una mera paráfrasis de la más famosa de George Santayana (Jorge Agustín Nicolás Ruiz de Santayana y Borrás), “aquellos que no recuerdan el pasado están condenados a repetirlo”, en “La razón en el sentido común”, primer volumen de los cinco que conforman su obra “La vida de la razón”. Ahora bien, como ocurre con y en otros tantos casos, eso mismo, con otras palabras, ya lo dijo y dejó escrito en letras de molde Marco Tulio Cicerón. Y, varias centurias antes que este, Confucio ya llegó a conclusiones similares.

Pues, amiga, no te quito más tiempo de las dos labores que tienes entre manos, corregir pruebas y preparar la presentación del nuevo libro.

Hazme caso, al menos, en esto, mantén intacta la ilusión. Te vendrá de perlas.

Dentro de unos minutos subo al HRS. A ver qué me dice el doctor Alberdi.

Otro (de tu amigo Otramotro), salutífero, sanador.

   Ángel Sáez García

   angelsaez.otramotro@gmail.com

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Ángel Sáez García

Ángel Sáez García (Tudela, 30 de marzo de 1962), comenzó a estudiar Medicina, pero terminó licenciándose en Filosofía y Letras (Filología Hispánica), por la Universidad de Zaragoza.

Lo más leído