CASO OMISO A LAS RECOMENDACIONES DEL GOBIERNO

Máxima sorpresa: hasta un 70% de los sanitarios alemanes rechaza ser vacunado de coronavirus

Máxima sorpresa: hasta un 70% de los sanitarios alemanes rechaza ser vacunado de coronavirus

En Alemania han descubierto los expertos una situación sin igual. Alrededor de un 60-70% de los sanitarios a los que les ‘toca’ recibir la primera dosis de la vacuna contra el coronavirus, se están negando a ello, según publica el diario ABC. 

El ministro alemán de Sanidad, Jens Saphn, hizo hace algunos días un llamamiento a los empleados sanitarios a vacunarse por «responsabilidad de quienes son cuidados y tratados», pero mucha gente ha hecho caso omiso.

El presidente de la Comisión Permanente de Vacunación (Stiko), Thomas Mertens, explica:

Podría suponerse que el personal médico tiene más conocimiento especializado sobre la vacuna, pero no es así, saben solamente lo que dice la empresa productora y difunden los medios de comunicación, y a muchos les resulta insuficiente. También puede haber motivos psicológicos inconscientes. Se trata de un colectivo que lleva años reivindicando mejores condiciones de trabajo a los mismos empleadores que han hecho oídos sordos y que ahora llaman a los empleados a vacunarse y hay una reacción automática de rechazo»,

«Sin conocimiento de los riesgos a largo plazo»

Ahora imagínense ser sanitario en Alemania: nada cambiará después, tendrán que seguir llevando traje protector y haciendo los mismos rituales de prevención… ¿Para qué vacunarse entonces? Y ese es el pensamiento de muchos de ellos.

El sindicato de trabajadores públicos Verdi lo explica a la perfección, y asegura además que «la vacuna serviría solo para un tiempo, de manera que se convertiría en un procedimiento crónico en su vida laboral».

Esta actitud cuenta con firmes precedentes. Según el Instituto Robert Koch (RKI), solo un 79% de los médicos y casi el 47% del personal de enfermería se ha vacunado recientemente contra la gripe. Con la vacuna contra el coronavirus se aprecia algo menos de resistencia, pero el rechazo sigue siendo amplio. «La disposición del sector es muy irregular. Tenemos instalaciones sanitarias en las que prácticamente el 100% del personal se ha vacunado y otras donde dos tercios la rechazan», calcula Bernd Meurer, presidente de la Asociación Federal de Proveedores Privados de Servicios Sociales, que recuerda que «ni siquiera está claro si puede infectar o no a otras personas con el virus a pesar de la vacunación».

Según la última encuesta de «ARD-Deutschlandtrend», la disposición a vacunar está aumentando en la población alemana en general. Se trata de un sondeo realizado por Infratest Dimap según el cual el 54% de la población admite querer vacunarse contra el coronavirus, es decir, 17 puntos porcentuales más que en noviembre de 2020. Esa disposición a vacunar ha crecido en todos los grupos de edad, pero especialmente entre las personas menores de 65 años. Los más jóvenes siguen menos abiertos a la vacuna mientras a medida que aumenta la edad va disminuyendo la preocupación por los efectos secundarios a largo plazo.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído