Los investigadores insisten en hacer "un llamado urgente para una alerta temprana” para poder producir soluciones efectivas contra la nueva cepa

Una nueva cepa de Covid-19 mucho más contagiosa que la original alerta a la comunidad científica

Una nueva alerta de la comunidad científica advierte que una mutación de la cepa original y proveniente de Europa se ha convertido en dominante en todo el mundo. Los investigadores temen que pueda volver a infectar a personas ya curadas de Covid-19 y, en el peor de los casos, retrase significativamente el desarrollo de las vacunas

Una nueva cepa de Covid-19 mucho más contagiosa que la original alerta a la comunidad científica

Recientemente, un grupo de científicos del Laboratorio Nacional de Los Alamos en Estados Unidos reveló la presencia de una nueva cepa de coronavirus más contagiosa que la original.

Esta cepa, ha conseguido volverse la dominante en todo el mundo, y es mucho más contagiosa que las versiones que se propagaron durante los primeros días de la pandemia.

La misma, fue detectada hace tres meses en Europa y se desplazó rápidamente hacia el este de Estados Unidos antes de convertirse en la variedad más dominante desde mediados de marzo.

El informe indica que esto puede tener consecuencias más graves, es que si finalmente los datos del estudio preliminar son ciertos, puede dificultar el desarrollo de una vacuna.

Además de propagarse más rápido, esta cepa del virus es capaz de hacer que las personas sean vulnerables a una segunda infección tras haber pasado la enfermedad.

La reacción de la comunidad científica ha sido mixta, esto se debe a que los resultados del estudio realizado deben ser comprobados aún para confirmar su viabilidad.

Los científicos se preocupan por el hecho de que, en la mayoría de las investigaciones que trabajan en el desarrollo de tratamientos y vacunas se han basado en las primeras secuencias genéticas del virus, conseguidas poco después de su aparición, por lo que podrían no ser efectivas contra esta nueva versión del Sars Cov-2.

¿Qué dice el estudio preliminar?

El informe de 33 páginas que fue publicado el jueves 30 de abril en BioRxiv, un sitio web que los investigadores usan para compartir sus estudios antes de que sea revisado por pares, un esfuerzo para acelerar las colaboraciones con científicos que trabajan en las vacunas o tratamientos Covid-19.

Este estudio se basó en un análisis computacional de más de 6 mil secuencias de coronavirus de todo el mundo, recopilado por la Iniciativa Global para Compartir Todos los Datos de Influenza, una organización público-privada en Alemania. Una y otra vez, el análisis encontró que la nueva versión estaba en transición para convertirse en dominante.

El equipo de Los Alamos, también asistido por científicos de la Universidad de Duke y la Universidad de Sheffield en Inglaterra, identificó 14 mutaciones.

Esas mutaciones ocurrieron entre los casi 30 mil pares de bases de ARN que otros científicos dicen que forman el genoma del coronavirus.

Los investigadores del informe se centraron en una mutación llamada D614G, que es responsable del cambio en los picos del virus.

La nueva mutación, que indica haberse originado en Europa, ha conseguido dominar frente al coronavirus original que surgió de Wuhan en China.

La cepa proveniente de Europa es la que parece haberse distribuido más a nivel mundial. Indican que en cuestión de semanas ha sido la mutación dominante en algunas regiones donde ha llegado.

Es a partir de eso que creen que es más infecciosa que la original.

Pero una vez más, no ha podido ser comprobado y se pueden dar otros factores externos como simplemente el comportamiento social y las medidas tomadas para frenar la expansión del coronavirus.

Una alerta temprana para vacunas y tratamientos efectivos

Los científicos de Los Alamos, han advertido que gran parte de las investigaciones, se han basado en la secuencias genéticas de cepas anteriores y podría no ser efectiva contra la nueva.

El estudio no revela si la nueva versión del virus es también más letal que la original.

Pero afirma que personas infectadas con la cepa mutada tienen una mayor carga viral que el resto. Y que el nuevo virus se propaga con mucha más velocidad que el original.

Lo cual, según los investigadores, podría ser suficiente para que las personas que ya han pasado la enfermedad y se han vuelto inmunes, puedan sin embargo volver a infectarse con la nueva versión.

Los científicos que publicaron el reporte señalaron que sus hallazgos han motivado “un llamado urgente para una alerta temprana” para los desarrolladores de vacunas y tratamientos puedan producir soluciones que sean efectivas contra la nueva cepa.

 

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Yéssica Salazar

Licenciada en Comunicación Social, mención Periodismo. Con Máster en Gerencia y Tecnologías de la Información. Con infinito amor por el periodismo y los medios audiovisuales que me han permitido conocer nuevos senderos, diferentes y desconocidos.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído