La garnacha perdida del Pirineo 2017, el alma de una garnacha de altura

La garnacha perdida del Pirineo 2017, el alma de una garnacha de altura

Tras hablar ayer del Bardos 2016, les presentamos hoy otro proyecto de Vintae, esta vez en torno a la garnacha, y que nos indican los amigos de #cuadrillaVintae que además de su calidad es muy apropiado para evitar discusiones familiares durante las fiestas. Vamos a ello.

Ellos nos lo cuentan así: “Esta colección es un homenaje a la garnacha, una variedad históricamente denostada por su complicada viticultura, por la que en Vintae sentimos auténtica devoción. Tanto Richi Arambarri, CEO de la compañía, como Raúl Acha, director técnico, proceden del Alto Najerilla, la zona de La Rioja con la mayor concentración de viñedos viejos de esta variedad, que ambos conocen bien. Sus viñedos familiares son el punto de partida para explorar el valle del Ebro en busca de las mejores garnachas, que trasladen a la copa el paisaje del que proceden. Con este proyecto, queremos demostrar que la garnacha es una variedad de primera clase mundial y lo hacemos a través de seis vinos elaborados en cinco zonas distintas de Aragón, Cataluña y Rioja, donde hemos buscado y recuperado viñedos antiguos. Richi y Raúl descubrieron por casualidad la viña de La Garnacha Perdida del Pirineo en 2015 y se enamoraron al momento de esta sutil garnacha de altura”.

Tras ganar diversos premios en añadas anteriores, esta de 2017, elaborado solo con esta variedad procedente de un viñedo ecológico plantado en 1999, ubicado a 800 metros de altitud en el extremo norte de la provincia de Zaragoza. El viñedo rodea un antiguo torreón de vigilancia medieval que data del siglo XI. Laderas de orientación sureste, con suelo arcillo calcáreo, rodeado de bosque típico mediterráneo. Tras su vendimia en octubre fue criado durante 12 meses en barricas de roble francés, mitad nuevas y mitad de segundo uso, alcabzando un grado alcohólico de 14,5% Vol.

De color cereza picota granate muy intenso y vivo, en nariz resulta delicado y de gran complejidad, con intensos aromas a violetas y rosas. Frescura aportada por frutas negras (moras, frambuesas y arándanos), piel de naranja, pimienta y aromas balsámicos (eneldo, romero y laurel). Equilibrado y redondo en boca, su oaso por el paladar es fresco y agradable, untuoso y persistente. Taninos amables y maduros.No está acogido a ninguna DO y su PVP es de 18 €.

El 2017 fue un año cálido con escasas precipitaciones, y con una buena maduración. Aunque al viñedo de Uncastillo no le afectó la fuerte helada de finales de abril, sí sufrió una intensa granizada que mermó la cosecha e hizo que el vino fuera un poco más concentrado de lo habitual en esta garnacha.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Juan Luis Recio

Blogger gastronómico y de tendencias, crítico de vinos (XL Semanal), letrista, sociólogo, mensista, poeta

Juan Luis Recio

Blogger gastronómico y de tendencias, crítico de vinos (XL Semanal), letrista, sociólogo, mensista, poeta

Lo más leído