LA GRAN BAZA DEL RIVAL

Carmen Martínez-Bordiú y Luis Miguel Rodríguez, el rey de la chatarra, han roto

Hace ya tiempo que habían saltado las alarmas

Carmen Martínez-Bordiú y Luis Miguel Rodríguez, el rey de la chatarra, han roto
Luis Miguel Rodríguez con Carmen Martínez Bordiú. EP

El empresario estaba agobiado por varios motivos que ahora han terminado por salir a la luz. En esta historia hay una clara ganadora

La amistad entrañable que mantenían Carmen Martínez-Bordíu y Luis Miguel Rodríguez ha tocado a su fin.

Tal como adelantamos en exclusiva en El Semanal Digital, la pareja ha emprendido rumbos separados este mes de agosto.

Carmencita disfruta de sus vacaciones en el Pazo de Meirás junto a los suyos y el empresario se ha quedado en Madrid, donde comparte con asiduidad comidas y cenas con amigos y amigas.

Hace ya tiempo que Luis Miguel había comentado a sus más íntimos sus ganas de finalizar la camaradería con la nieta de Franco.

Y es que el empresario estaba agobiado por los celos y exigencias de Carmen, quien no soportaba que otras amigas se acercaran a él.

El conocido como el rey de la chatarra ya ha comunicado a personas cercanas que lo suyo con la nietísima es historia. Se siente liberado y feliz.

A quien no ha pillado por sorpresa este corte de lazos filiales ha sido a la mujer del empresario, María Asunción Fernández, quien hace algún tiempo expresó a una buena amiga:

«Sé que Luis Miguel, tarde o temprano, volverá a mí».

Sin duda, ella es la ganadora en esta historia. La baza que le ha dado la partida se llama paciencia.

Luis Miguel quedó sorprendido cuando conoció a Carmen Martínez-Bordiú y el mundo que la envolvía. El hecho de que su nueva colega fuera una integrante del clan Franco era un aderezo de morbo que atraía al empresario. Sin embargo, de tanto comer y cenar con la nietísima, el rey de la chatarra ha perdido el apetito.

 

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído