Las Flores de Bach® Originales participan de la armonía emocional, también en las emociones propias del invierno

Las Flores de Bach® Originales participan de la armonía emocional, también en las emociones propias del invierno
Las Flores de Bach® Originales son 38 y provienen de una cuidadosa selección de flores, plantas y árboles silvestres

Se suele relacionar la llegada del invierno con la aparición de la tristeza, el desánimo o el mal humor. La influencia de la luz solar y el estrés meteorológico pueden ser algunas de las causas en las variaciones del estado de ánimo.

Es la época más fría del año y una estación en la que la escasez de horas de luz da lugar a cielos grises y días apagados, factor que puede modificar nuestros niveles de serotonina y con ello explicar manifestaciones como el decaimiento, la apatía e incluso la falta de concentración. Esta es la estación del año más emotiva y orientada a la búsqueda del calor interior. El ser humano prioriza vivir en un confort climático caracterizado por parámetros como la temperatura, la humedad, la velocidad del viento y la presión. Cuando se da una situación fuera de dichos parámetros se produce el llamado estrés meteorológico, el cual pone a prueba nuestros mecanismos de adaptación y puede afectar a nuestro estado afectivo estacional, desencadenando estado de fatiga, sueño, desidia y abatimiento.

El frío da una compleja sensación de calma y es que este estado de sosiego se mezcla con el desánimo. A su vez, en esta época la tendencia a practicar algún deporte disminuye y se produce el alza de los atracones de comida para almacenar energías. Hay diferentes recursos que ayudan a sobrellevar este trastorno afectivo estacional como hacer estiramientos y beber líquidos templados o caliente. El invierno está directamente relacionado al miedo, a la oscuridad, al pesimismo, a la irritabilidad y a estados de decaimiento; todas estas emociones pueden encontrar una ayuda para su gestión en Las Flores de Bach® Originales.

Las Flores de Bach® Originales son 38 y provienen de una cuidadosa selección de flores, plantas y árboles silvestres. Están agrupadas por diferentes tipos de emociones: miedo, soledad, sensibilidad, falta de interés, inseguridad, tristeza y preocupación excesiva; y participan de la armonía y serenidad en el día a día.

Consisten en un método sencillo y suave presentado en frascos cuentagotas, muy fácil de usar. Se pueden tomar de varias maneras: solas (añadiendo dos gotas en un vaso de agua o aplicándolas directamente en la boca) o combinadas (hasta 7 flores, introduciendo dos gotas de cada flor en un frasco de 30ml. con agua mineral). En ambos casos, las Flores de Bach pueden tomarse 4 veces al día.

Son las únicas autorizadas para llevar la firma de Edward Bach, tienen Garantía de Calidad y Autenticidad y están certificadas por el Centro Bach. Las 38 Flores de Bach® Originales están enfocadas a las emociones pasajeras o habituales del individuo y contribuyen a la armonía emocional diaria.

Información y foto cortesía de Irene Martinez Pujadó
PIAZZA Comunicacion
irene@piazzacomunicacion.com
www.piazzacomunicacion.com

Autor

Marie José Martin Delic Karavelic

Marie José Martin Delic Karevelic, apasionada periodista culinaria autora del blog ‘Fogon’s Corner’ en Periodista Digital.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído