El fenómeno se genera durante los fuertes incendios que afectan al país.

Australia: La ola gigante de polvo que se ‘traga’ a ciudades enteras

Australia está sufriendo todo el poder de la naturaleza. Aún con los grandes incendios como un gran problema de seguridad ciudadana y natural, ahora también se ha visto una gran ola de polvo que se ‘traga’ a ciudades enteras. Un fenómeno que se generó por los fuertes vientos proveniente de las tormentas eléctricas originadas en el centro de Nueva Gales del Sur, en el sureste de Australia.

Desde la Oficina de Meteorología australiana se emitió una serie de advertencias sobre tormentas severas para el interior de Nueva Gales del Sur, avisando de vientos asociados capaces de generar nubes de polvo masivas. No se trata de un fenómeno para tomárselo a broma, ya que en la ciudad de Parkes se registraron ráfagas de viento de hasta 94 kilómetros por hora, mientras que en Dubbo las rachas llegaron hasta los 107 kilómetros por hora.

La Oficina de Meteorología lanzó una nueva alerta por «tormentas severas» que incluyen fuertes vientos y granizadas en gran parte de Nueva Gales del Sur, una de las zonas más afectadas por los incendios que han arrasado ya casi 12 millones de hectáreas desde septiembre.

Mientras, la Policía australiana informó del fallecimiento de un hombre de 84 años que era tratado por las quemaduras sufridas durante los incendios que asolan el país y que con este ya han causado 29 muertos.

La lluvia y la bajada de las temperaturas de los últimos días han ayudado a los bomberos a contener las decenas de focos activos en Victoria y Nueva Gales del Sur, el estado más afectado donde se han registrado 21 de las víctimas mortales.

 

Booking.com

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído