LA PRESENTADORA DE 'VIVA LA VIDA' NO DA CRÉDITO ANTE UNAS IMÁGENES SURREALISTAS EN LA PLAZA DE CALLAO (MADRID)

El rebote de Emma García (Telecinco) ante una quedada para lanzarse bolas de nieve: «¡Mira este gilipollas!»

Cientos de personas sin guardar la preceptiva distancia de seguridad y sin llevar, en algunos casos, la mascarilla

El rebote de Emma García (Telecinco) ante una quedada para lanzarse bolas de nieve: "¡Mira este gilipollas!"
Emma García, encendida por la irresponsabilidad de quienes organizaron una quedada para lanzarse bolas de nieve en el centro de Madrid.

Aunque un exabrupto en televisión no es políticamente correcto, en esta ocasión hay que darle toda la razón a la presentadora.

Emma García, del programa ‘Viva la vida’ (Telecinco), estalló el 9 de enero de 2021 ante la irresponsabilidad que sus reporteros de calle estaban presenciando y grabando en plena plaza de Callao de Madrid.

Como sujetos con pocas neuronas siempre van a salir a dar la nota, en esa jornada en la que la capital de España había quedado totalmente colapsada por la acción de la ‘borrasca Filomena’ algunos consideraron oportuno salir a divertirse con el panorama siberiano que había en las calles de la ciudad.

El problema llegó con una convocatoria que se hizo a través de las redes sociales para citarse entre las plazas de Callao y de la Puerta del Sol para hacer una guerra de lanzamiento de bolas de nieve.

El caldo de cultivo ya estaba creado y solo era cuestión de que la cita por Twitter y Whatsapp, entre otras redes, se desbordase hasta extremos insospechados.

Y allí que fue el espacio presentado por Emma García para comprobar en primera línea qué es lo que estaba sucediendo.

No solo los espectadores comenzaron a indignarse con lo que estaba saliendo por la pequeña pantalla. Mientras las autoridades rogaban a todos los ciudadanos que permanecieran en sus casas si no era perentorio salir de las mismas, un grupo de mocosos y quienes ya no tenían precisamente acné en la cara, se afanaban en una batalla polar sin ningún tipo de complejos ni de medidas de protección.

Los tipos, en cuestión, estaban juntos, nada de respetar la distancia mínima de seguridad, algunos sin mascarillas, toda una invitación a contagiarse del coronavirus.

Amén, por supuesto, de poner en riesgo a algún viandante que nada tenía que ver con esa guerrita de bolas de nieve que esos irresponsables convocaron por las redes sociales.

Por eso, cuando los reporteros enviados por Emma García se desplazaron hasta la Plaza de Callao, la situación se había descontrolado. Jóvenes y no tan jóvenes tiraban a dar y además con saña.

Y peor aún fue cuando vieron que estaban las cámaras de televisión. Aquello fue como un caramelo a la salida de un colegio.

En cuanto se percataron de la presencia de los periodistas, algunos de los barbilampiños que estaban haciendo el mamarracho en pleno centro de Madrid optaron por dirigir sus helados objetivos contra el cámara y el reportero que informaba en directo de lo que estaba aconteciendo.

La presentadora, desde el plató, se iba indignando con la situación hasta que llegó el punto en que viendo como esos ‘personajes’ estaban allí apelotonados y sin llevar la preceptiva mascarilla tuvo una reacción espontánea que, a buen seguro, compartieron todos sus espectadores:

¡Mira este gilipollas!

Te puede interesar

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Juan Velarde

Delegado de la filial de Periodista Digital en el Archipiélago, Canarias8. Actualmente es redactor en Madrid en Periodista Digital.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído