VÍDEO VIRAL

Sale a la luz el video que muestra el momento en que patrullas interceptan a la joven violada por policías mexicanos

Un video con imágenes de cámaras de seguridad muestra el momento en que una joven menor de edad, que denunció haber sido violada por cuatro policías en la Ciudad de México, fue interceptada por patrullas, según recoge RT y comparte Paula Dumas para Periodista Digital.

El video fue presentado en el programa En Punto, de Noticieros Televisa, con el cual se reconstruyó, a partir de cámaras de seguridad privada, el momento exacto en que la joven fue contactada por policías de la Ciudad de México.

En las imágenes se muestra a la joven cuando baja de un automóvil para caminar sobre la calle Nopatitla, alrededor de las 2:00 de la madrugada. La adolescente se detiene frente a un edificio, en cuya fachada habría tocado el timbre.

Posteriormente se muestra la llegada de una patrulla, de la que descienden dos efectivos para hablar con la joven. Minutos más tarde, llegan dos patrullas más y una camioneta de la policía. En la escena hay al menos ocho uniformados.

Mujeres protestan en Ciudad de México contra los policías violadores.

Según las autoridades, la dueña del domicilio donde ocurrieron los hechos llamó al teléfono de emergencia 911 para advertir que una mujer estaba gritando.

Luego de 20 minutos, se ven cuatro paramédicos arribando a la escena, quienes habrían acompañado a la joven al interior de una ambulancia en la que fue trasladada fuera del lugar.Las cámaras de vigilancia muestran una diferencia en la hora, debido a la manera en que fueron programadas por los dueños de las mismas.

De acuerdo con la denuncia presentada ante el Ministerio Público, y recogida por el periódico Excélsior, la joven tocó el timbre del domicilio, simulando que era su casa, ante el temor que le produjo una patrulla de policía.

«Aproximadamente a la 01:45 y las 2:00 del día 3 de agosto del 2019, al bajar del vehículo, vi que la calle estaba sola y caminé media cuadra sobre la calle Nopatitla, en dirección a mi casa. En ese momento vi que un vehículo tipo patrulla con las luces del toldo encendidas de color rojo con azul venía circulando en forma lenta sobre la misma calle de Nopatitla, en la misma dirección que yo, de la calle San Sebastián a la calle Wake, y me acerqué a una casa de color rosa claro con zaguán color café. Toqué al timbre y también la puerta, simulando que era mi casa, para que las personas que estaban arriba de la patrulla no se acercaran a mí».

No nos protegen, nos violan, mujeres protestan en México contra los policías violadores.

Según el testimonio, recogido en el expediente CI-FDS/FDS-4/UI-FDS-4-01/00487/08-2019, la menor de edad indicó que dos policías bajaron de la patrulla y se ofrecieron a llevarla a su casa, propuesta a la que ella se negó.

«Yo les dije en varias ocasiones que no quería, y me subió en el asiento trasero, junto a la ventana del lado derecho. Luego, los dos policías que iban en ese asiento quedaron a mi costado izquierdo. En ese momento, el policía que estaba a mi costado izquierdo me dijo que me quitara a la ropa, y los dos policías que iban en los asientos delanteros dijeron que sí, que me la quitara».

«Yo les dije que no porque me quería ir a mi casa, momento en que el policía que estaba a mi costado izquierdo me jaló el suéter que traía puesto. Al sentir eso yo empecé a gritar, pero no me salía la voz porque tenía mucho miedo, y quise abrir la puerta del vehículo pero no pude abrirla, momento en que el sujeto que estaba a mi costado izquierdo con su mano derecha sujetó mi muñeca izquierda y con su mano izquierda sujeto mi muñeca derecha, inmovilizándome».

Después de eso, la joven denunció haber sido abusada sexualmente por cuatro policías. De acuerdo con la nota original que dio a conocer el caso, luego de la agresión, llegaron al lugar cuatro patrullas más y una unidad de la Cruz Roja para atender la víctima.
Inconsistencias en la investigación

Manifestación contra policía mexicana.

Según información publicada por el periódico El Universal, la Procuraduría General de Justicia (PGJ) de la Ciudad de México reconoció que el Ministerio Público de Azcapotzalco, que recibió la denuncia y estaba encargado de realizar las investigaciones del caso, incurrió en presuntas irregularidades al aplicar los exámenes pericialescuatro días después de que ocurrieran los hechos.

El pasado 13 de agosto, en conferencia de prensa, el vocero de la Procuraduría, Ulises Lara López, informó que se han realizado todos los protocolos de investigación para esclarecer «este hecho de violencia sexual, de manera conjunta con las periciales en medicina forense, química y psicología».

Reacción del Gobierno y protestas

El caso sobre la presunta agresión sexual contra la menor de edad provocó una oleada de indignación en la Ciudad de México, luego de que las autoridades anunciaran que no separarían de su cargo a los policías acusados hasta no tener pruebas de lo ocurrido.

En medio de las protestas, el pasado 12 de agosto un grupo de manifestantes arrojó escarcha morada a Jesús Orta, Secretario de Seguridad Ciudadana de la capital mexicana, mientras el funcionario hacía declaraciones a la prensa.

Tras la protesta, que incluyó destrozos contra una oficina de la PGJ, la jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, calificó las manifestaciones como una «provocación» contra su administración, lo cual avivó la indignación contra las autoridades capitalinas.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Los vídeos más vistos

Lo más leído