Un sicario disfrazado de repartidor asesinó a su hijo e hirió a su pareja

Los casos más peligrosos investigados por la jueza a la que mataron un hijo: de pandillas hasta Jeffrey Epstein

La magistrada Esther Salas confirmaron que había sufrido amenazas, pero no en los últimos meses

Los casos más peligrosos investigados por la jueza a la que mataron un hijo: de pandillas hasta Jeffrey Epstein
Esther Salas PD

La jueza federal Esther Salas sufrió un duro ataque en su propia vivienda.

Un sicario, disfrazado de repartidor de FedEx, mató a su hijo e hirió a su esposo. Un crimen que pone la lupa en los casos más resonantes de la magistrada, que abarcan desde procesos mediáticos hasta peligrosos miembros de grupos criminales.

Salas, nominada por el expresidente Barack Obama y confirmada en 2011 como la primera jueza federal latina de Nueva Jersey, resultó ilesa del ataque.

Por el momento, sus allegados señalaron que las amenazas han sido habituales durante su carrera, pero no se habían registrado intimidaciones en el último tiempo.

El caso más conocido de los últimos años para Salas implicó a Teresa y Joe Giudice, un matrimonio que aparecía en el programa de televisión “Real Housewives of New Jersey”. La pareja se declaró culpable de ocultar sus bienes a los acreedores de la bancarrota y adquirieron hipotecas y préstamos con aplicaciones fraudulentas.

Salas condenó a Joe a 45 meses por fraude y a Teresa a 15 meses por conspiración, aunque con un beneficio, escalonó sus sentencias para que uno de ellos esté disponible para atender a sus cuatro hijos.

No obstante, en la lectura de la pena dijo que había considerado un arresto domiciliario y servicio comunitario, pero cambió de parecer cuando se supo que habían omitido ganancias por un millón de dólares en sus recientes declaraciones de impuestos.

“Eres una empresaria hábil. Sabes cómo promocionarte. ¿Me está diciendo que no entendiste que tenías que cooperar? Eso desafía toda lógica”, reclamó.

Deutsche Bank y Epstein

Más recientemente, solo hace unos días, Salas presidió una demanda aún en curso planteada por inversionistas de Deutsche Bank, en la que se acusa a la firma de hacer declaraciones falsas y engañosas sobre sus políticas contra el lavado de dinero y de no monitorear a sus clientes de “alto riesgo”, incluido el delincuente sexual condenado Jeffrey Epstein, quien fue hallado muerto en su celda el año pasado mientras estaba en prisión en espera de juicio, así como dos entidades financieras involucradas en escándalos financieros, Danske Estonia y FBME Bank.

Tras la presentación de la demanda, un vocero Deutsche Bank aseguró que ha colaborado con las autoridades y admitió. “Nuestra reputación es nuestro bien más valioso y lamentamos profundamente nuestra asociación con Epstein”. El proceso podría concluir en fuertes indemnizaciones para los inversores.

Líderes pandilleros

En 2017, la jueza prohibió a los fiscales federales pedir la pena de muerte contra un líder de una pandilla acusado por varios asesinato en Newark, ya que concluyó que la discapacidad intelectual de Farad Roland lo hacía no apto para la pena capital.

El acusado, de 33 años, se declaró culpable de siete de los 27 cargos presentados en su contra, entre ellos robo de autos y secuestros de una banda de narcotráfico, y fue condenado por la jueza a 45 años de cárcel. Aunque Nueva Jersey abolió las ejecuciones en 2007, todavía son posibles bajo la ley federal, que precisamente las reanudó este mes.

En 2015, Salas condenó a Jihad Coles, un miembro de la pandilla Crips a 15 años de prisión después de que se declarara culpable de conspiración para distribuir “cientos de gramos” de cocaína y heroína, según un reporte del Departamento de Justicia.

Coles, también conocido como “Half Dead” (Medio Muerto), se declaró culpable y con ello evitó una cadena perpetua.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído