La señora

Por Félix Torres. Introducción de Carlos de Bustamante

( La mujer de Puigdemont, fichaje estrella de la Diputación de Barcelona para su televisión)

Será, seguramente por aquello de la campaña “desatada” en pro de las “fem” -porque otras no veo en las algaradas callejeras- o por un quítame allá esas pajas; pero lo cierto es que, según la prensa escogida por don Eufemio, “páice” que este prófugo se une a la campaña con un ¿máster? sustancioso. ¿No le pondrán nombre a este “caso”?, pues la limpieza del candidato está oscura e imposible decir que brille por nada. Ni por la ausencia de corrupción, que la hay, ni por la ausencia de limpieza del huido, porque tampoco la tiene. Y es que mis amigos y probables únicos lectores, “la mujer del César no solo debe ser honrada; sino también parecerlo”.

En este caso, se dan, creo, varias contradicciones que, no obstante hacen bueno el dicho popular: No es la mujer del César, aunque parece que este “ex” se lo crea. Tampoco hay supuestamente la honradez citada. Lo digo, porque si es cierto-y sí lo es- que en un matrimonio “ya no son dos, sino una s ola carne”, tanto monta… el uno falto de honradez por el cargo dado con la consiguiente y espléndida remuneración, por la dádiva, tan sustanciosa, como la otra (con perdón) por admitirlo, con la presunta y previa petición. Si como parece esto es así, ítem digo según la sabiduría popular, “que dos que duermen en un colchón, se vuelven de la misma condición”. ¿O no?
Una vez más les aconsejo que no se pierdan las lindezas de don Eufemio ante semejante y presunta tropelía.

De la prensa 08 febrero 2018. Marcela Topor será la encargada de presentar un programa en La Xarxa, un ente mediático “de titularidad pública” que en 2016 recibió 23 millones en subvenciones.

LA SEÑORA
(Soneto)

Lo de ser, como poco, sedicioso,
ser rebelde, felón, separatista,
un pícaro y truhán, ¿pelín racista?,
desertor, delincuente y alevoso.

Lo de ser cicatero y ambicioso,
listillo del montón, un arribista,
de la Ley saltimbanqui garrochista,
culpable de un fracaso estrepitoso.

Sustanciosos los réditos provoca,
en según sea el lugar, o sea el momento,
que bien pudiera ser aquí y ahora.

Y ahí lo vemos, gozando su bicoca,
que no ya, sólo él vive del cuento:
¡También le han colocado a la señora!

Recibe nuestras noticias en tu correo

Tres foramontanos en Valladolid

Con el título Tres foramontanos en Valladolid, nos reunimos tres articulistas que anteriormente habíamos colaborado en prensa, y más recientemente juntos en la vallisoletana, bajo el seudónimo de “Javier Rincón”. Tras las primeras experiencias en este blog, durante más de un año quedamos dos de los tres Foramontanos, por renuncia del tercero, y a finales de 2008 hemos conseguido un sustituto de gran nivel, tanto personal como literario.

Lo más leído