Ya son casi 47 millones de contagios y supera los 1,2 millones de muertos

¿Por qué la OMS evitó investigaciones sobre el origen del coronavirus en China?

La probabilidad de una pandemia tipo SARS venía anunciándose desde hace años. El New York Times muestra el alcance de las presiones de Beijing a la Organización Mundial de la Salud para evitar las investigaciones sobre el origen de SARS-CoV-2

¿Por qué la OMS evitó investigaciones sobre el origen del coronavirus en China?

En un artículo científico publicado en 2015 de la revista Nature cuatro años antes de la emergencia del coronavirus dicen:

La emergencia del SARS-CoV ha abierto una nueva era en la transmisión de enfermedades respiratorias graves porque la globalización provoca una rápida propagación por todo el mundo y un impacto económico masivo.

Desde aquel momento, ni China tomó medidas para evitarlo ni el mundo se preparó ante una pandemia más que anunciada por zoologos y ecólogos como Peter Daszak en 2018:

Una cueva muy importante en la provincia de Yunnan, China: hemos encontrado una serie de coronavirus relacionados con el SARS en murciélagos de esta cueva que tienen todos los elementos genéticos del virus original del brote de SARS-CoV.

Entre los firmantes del estudio de 2015 figura la viróloga china Shi Zhengli, conocida como ‘la mujer murciélago’ por su extenso conocimiento de estos mamíferos voladores.

Shi consiguió ir más allá de su investigación y culminar una búsqueda que duró una década: identificó un virus que tenían los murciélagos de herradura como el pariente más cercano del SARS humano.

A pesar de todos estos y otros hallazgos, cuando apenas comenzaba la epidemia, antes de convertirse en pandemia, Michael Ryan, director de emergencias de la Organización Mundial de la Salud (OMS) señaló: “Si no conocemos el origen [del coronavirus] entonces estaremos igualmente vulnerables en el futuro a un brote similar”.

Fue así como Ryan y un equipo de expertos de la OMS viajaron a Beijing para investigar el brote y su transmisión de animales a humanos.

Había entonces sólo tres muertes fuera de China y se creía que encontrar el origen animal era la clave para saber cómo frenar el brote del nuevo coronavirus y tratar la Covid-19, la enfermedad que provoca.

Actualmente, el coronavirus roza los 47 millones de contagios y supera los 1,2 millones de muertos.

Pero a los miembros del equipo especial de la OMS nunca se les permitió hacer su investigación y la misma organización negoció con el régimen chino los limitados alcances de la misión, según una investigación publicada este lunes 2 de noviembre por el New York Times y firmada por los periodistas Selam Gebrekidan, Matt Apuzzo, Amy Qin y Javier C. Hernández.

De hecho los expertos no estaban habilitados a cuestionar la respuesta temprana de China al virus ni visitar el mercado de animales exóticos de Wuhan donde se cree que surgió la pandemia.

De esta manera, China ha impedido estos esfuerzos, indica el New York Times, y la OMS, aunque cuando haya líderes dentro de la institución que muestran su frustración, ha cedido el control a Beijing, permitiéndole al régimen “lavar” sus errores al principio de la pandemia, lo cual generó el rechazo del gobierno de los Estados Unidos.

Durante la pandemia la OMS ha sido tan indispensable como impotente. Pero, a su vez, la OMS distribuyó información contradictoria sobre el riesgo de contagio de los asintomáticos y tardó en reconocer que la enfermedad podía transmitirse por el aire, además de recomendar que los viajes internacionales no fueran suspendidos.

China busca cooptar y controlar a la organización. Estados Unidos, que se salió en mayo de la OMS por orden de Donald Trump (su contrincante en las elecciones, Joe Biden, quiere revertir la decisión), busca ahora desaticularla por completo. Y Europa intenta en cambio reformarla y empoderarla.

De momento, la investigación sobre los orígenes del coronavirus, que debió obtener resultados en febrero, está recién ahora comenzando a avanzar. Pero con fuertes límites.

Beijing permitirá el ingreso de la misión, el contacto con los primeros contagiados en el país y el acceso al mercado de Wuhan. Pero los científicos chinos liderarán los estudios.

Aunque se ha tardado mucho, la búsqueda del origen del coronavirus sigue siendo de vital importancia para prevenir futuras pandemias y acelerar el desarrollo de vacunas y antivirales.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Yéssica Salazar

Licenciada en Comunicación Social, mención Periodismo. Con Máster en Gerencia y Tecnologías de la Información. Con infinito amor por el periodismo y los medios audiovisuales que me han permitido conocer nuevos senderos, diferentes y desconocidos.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído