Recetas

Cómo hacer leche merengada: 2 recetas fáciles ✔

Cómo hacer leche merengada: 2 recetas fáciles ✔
Receta de leche merengada

Recetas con sabor a verano, leche merengada, la receta clásica y versión light sin azúcar añadido.

La leche merengada es junto a la horchata y el limón granizado el trío de bebidas más vendido en las heladerías de toda España.

Muy fría y aromatizada con canela resulta una bebida nutritiva y refrescante. En Periodista Digital te contamos el paso a paso de estas dos recetas.

¿De dónde proviene la leche merengada?

La receta original de leche con canela y limón,—que es la base de la leche merengada—. Es probable llegara a España gracias a los árabes, a partir del 711.

Los árabes tenían un postre como el arroz con leche que parece es originario de Persia, pero se extendió por todo el Islam. Este postre tiene ingredientes similares a leche merengada (excepto las claras).

En muchas recetas árabes están presentes, los cítricos, la canela, la leche, el azúcar y la miel. En distintos países árabes a la leche se le añade, miel, pistachos rallados o almendras.

¿Y el frío, esta receta no sería igual sin estar bien fría?

Existe constancia que el gran sultán Saladino en el siglo XII le regaló a Ricardo Corazón de León un sorbete que se había enfriado con nieve del Líbano.

Casa de hielo en Kashan, Irán.

En España, Grecia, Roma o en Irán se han encontrado ’neveros, construcciones para acumular hielo o nieve’ donde tanto los romanos como los árabes acumulaban de invierno para conservar alimentos y para refrescar bebida como la leche o el agua en épocas de calor.

Todos estos indicios hacen verosímil que la receta original de leche con canela y limón probablemente sea muy antigua.

leche merengada

La receta de leche merengada tiene más de 60 años de historia, surgió en Valencia en la década de los 50. Las horchaterías y cafés servían en verano, especialidades como el agua de cebada, el helado de mantecado o la leche merengada.

Pedro Soriano era un maestro heladero que montó su propia heladería, ‘La Suprema’, situada cerca del mercado de abastos, tuvo la idea y convirtió su leche merengada en la especialidad de la casa. Pedro Soriano logró una receta de leche merengada que se podía tomar con cuchara, no la típica que era líquida.

Leche merengada clásica

Ingredientes

  • Leche entera – 1 litro
  • Piel de limón – la de un limón
  • Azúcar – 200 g
  • Canela en rama – 2 ramitas
  • Claras de huevo – 2 unidades

Para adornar

  • Canela en polvo – al gusto

Preparación

  1. Pelar el limón con un pelapatatas evitando nos quede parte blanca, que amarga.

  2. En un recipiente añadimos la leche, 150 gramos de azúcar, la piel de limón y la canela en rama. Llevar a ebullición y dejar cocer a fuego lento unos 4 minutos. Luego apagar el fuego y dejar reposar.

  3. Cuando la leche esté a temperatura ambiente retiramos la piel del limón y la pasamos por un colador. De esta forma evitamos si nos quedan trocitos de canela.
  4. Separar las yemas de las claras.
  5. En un recipiente añadir las claras de huevo y unas gotitas de limón. Batir con unas varillas o la batidora de mano cuando las claras espumen, añadir los 50 gramos de azúcar que nos quedan. Seguir batiendo hasta que monten las claras.
  6. Añadir las claras a la leche, introducir en el congelador alrededor de una hora si quieres tomarla rápido.
  7. Sacarla del congelador unos cinco minutos antes de consumir, espolvorear canela en polvo a la hora de servir. Si la preparas la leche de un día para otro conservar en la nevera, la base de leche aromatizada, —pero añadir las claras batidas media hora antes de servir—, (mezclar y al congelador 20 minutos), así la clara de huevo estará espumosa,

    Cómo hacer leche merengada: 2 recetas fáciles

Leche merengada versión ligera (low carb)

La leche merengada ligera es una bebida deliciosa muy rica en proteínas al llevar leche y clara de huevo. El azúcar lo sustituimos por edulcorante, pero debe ser apto para la cocción, (el ciclamato por ejemplo no nos sirve).

Cómo hacer leche merengada: 2 recetas fáciles

Ingredientes

  • Leche desnatada – 1 litro
  • Piel de limón – la de un limón
  • Edulcorante apto para la cocción, stevia o sucralosa o eritritiol – 200 g
  • Canela en rama – 2 ramitas
  • Claras de huevo – 2 unidades

Para adornar

  • Canela en polvo – al gusto

Preparación

  1. Igual que la receta anterior, vamos a pelar el limón y aprovechar la piel para aromatizar la leche. También puedes usar aroma de limón, pero con la piel del limón queda muy bien y nos salé más barato.
  2. Añadir en un recipiente la leche desnatada, la piel del limón, y la canela en rama. Llevar a ebullición, cuando hierva bajar el fuego y añadir 150 g de edulcorante.
  3. Cocer a fuego lento 4 minutos. Apagar el fuego y dejar que repose.
  4. Pasado un rato retirar la piel del limón y la canela. Colar la leche usando un colador tipo chino, (si quieres un resultado más fino, a veces pueden quedar pequeños restos de canela o de limón).
  5. En otro recipiente batir las claras de huevo con unas varillas de cocina o un batidor de varillas. Comienza a velocidad media y suave, cuando comiencen a espumar añade unas gotitas de zumo de limón y los 50 g de edulcorante que nos quedan. Continuar batiendo hasta montar las claras.
  6. Añadir poco a poco, (cucharada a cucharada), las claras montadas a la mezcla de leche aromatizada. Batir con suavidad para integrar ingredientes.
  7. Conservar la mezcla en el congelador al menos media hora antes de servir.
  8. Ten en cuenta las claras batidas ‘bajan’ pasado alrededor de una hora.  Si te sobra leche puedes conservar hasta dos días, el sabor será el mismo pero la textura no.

También te puede interesar

Pastel inteligente paso a paso

¿Te ha gustado la receta de la leche merengada? Tienes más en Facebook.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Elena Bellver

Redactora de contenido web & Seo, Copywriter & Community Manager. Es la redactora de las recetas de cocina de Periodista Digital.

Lo más leído