Pasión viviente de Hiendelaencina, con acróstico

Pasión viviente de Hiendelaencina, con acróstico

PASIÓN VIVIENTE DE HIENDELAENCINA, 2015, con acróstico Párate en el lugar, si es Viernes Santo, Adonde llegaste, Allende la Encina, Sentirás que Roma aún no termina, Imaginando azotes y quebranto. Óbserva última cena, que termina, Nutricia aún de último Jueves Santo, Viniendo a orar a Huerto, en tanto Inicia Pasión su acceso a colina.
Castilla, di pronto: "¡Basta!" (Soneto sobre unas palabras de Delibes)

Castilla, di pronto: «¡Basta!» (Soneto sobre unas palabras de Delibes)

CASTILLA, DI PRONTO “¡BASTA!” Sin hombres ni dinero te han dejado, Castilla, historia y lengua te han raído. Aptitud de protesta así has perdido. Queda de ti un silencio desolado. Sin voz, pues ella con tu gente se ha ido, sin medios de información, algo aliado del dinero, que afuera han encauzado. ¡Tu lluvia cae donde no ha llovido!

Trenzada trenza de la verde Atienza (Soneto)

TRENZADA TRENZA DE LA VERDE ATIENZA (Soneto) Trenzada peña de la verde Atienza, que acumulas vida de mar en tierra, bajel de paz, que fue altozano en guerra, roquedo en canto al que un castillo trenza. Lienzo en tela que a la muralla enlienza, por juntarse en colores a la tierra, bajo cuyo casco torres entierra de iglesia, ermita, plaza…

Tu rostro en la portada (Oña en septiembre)

Tu rostro en la portada (Oña en septiembre) En el septentrión de Burgos sueña Oña su sueño gótico de apuntados arcos. Monasterios e iglesias son los marcos donde el tiempo que fue estío hoy otoña. Se oyen sonar laúdes y zanfoñas para nosotros dos, que como barcos bogamos hasta aquí, solos y parcos, tras del fervor condal que acá

La felicidad estuvo con nosotros en Huete

La felicidad estuvo con nosotros en Huete A Sagrario y Jesús, amigos de Huete Por Sagrario y Jesús, nombres cristianos, a amplio alfoz de Huete, ciudad murada. Su muro hemos cortado con la espada, lid por justos amigos, casi hermanos. De iglesia sin uso sacro, hortelanos: prado, huerta de verdor, hierba no hollada, tras tapia alta, en tallo,
Soneto alcarreño donde los relámpagos se ensucian

Soneto alcarreño donde los relámpagos se ensucian

ÉPOCAS HAY EN QUE HASTA LOS RELÁMPAGOS SE ENSUCIAN Están los corazones santiguándose de ver el mundo con las televisiones llenas de violencia e ira, están los hogares acumulando sombra dura por los cuchillos enfurecidos que imponen y rasgan la locura. Están los informativos ardiendo en una pira por un mundo que budas o iconos asirios
CASTILLA, CONTEMPLARTE, DESEARTE, ESPERARTE

CASTILLA, CONTEMPLARTE, DESEARTE, ESPERARTE

CASTILLA, CONTEMPLARTE, DESEARTE, ESPERARTE (Canción de los castellanos solidarios consigo mismos) Ven a que te corone, Castilla, con tu cielo perpetuamente libre y dichoso al contemplarte. Ven a que estos versos acojan estandarte del ocaso carmesí retratado en un pañuelo. O acaso no sea ocaso sino alba quien te ensarte y en tu paño alba
Buscando a Dios, con Blas de Otero

Buscando a Dios, con Blas de Otero

DE EA A PLENCIA, BUSCANDO A DIOS CON BLAS DE OTERO Entre Ea, entre Mundaca, entre Bermeo, y entre Plencia… nos guía Blas de Otero. Habla tanto, tan doliente y sincero a Dios, que en su Dios siempre mudo creo. No sabe quién es ese Dios tan frío, que nada habla nunca ningún rato. Mas anda siempre en nosotros. Zapato terco, al que cada
El Jesús Misericordioso de la Iglesia del Carmen (Soneto alcarreño)

El Jesús Misericordioso de la Iglesia del Carmen (Soneto alcarreño)

EL JESÚS MISERICORDIOSO DE LA IGLESIA DEL CARMEN (Guadalajara) Emana el corazón de Jesús, entre las luces de dos rayos en mil centelleos escindidos, fulgores de misericordia que, divididos, llenan nuestra vista sin enlaces ni entrecruces. A tu Misericordia, Cristo, en los dos latidos de piedad clemente últimos tuyos, nos induces. Y con

A mi esposa, el día de los enamorados

A MI ESPOSA, EL DÍA DE LOS ENAMORADOS De amor, afecto, apego y de ternura santuario eres, iglesia a mí sagrada, obra de Dios honesta elaborada, de arriba desde tu bóveda oscura, hasta tus dos columnas cimentada. Dulce vidriera doble en vista pura y esbelta luego el resto la figura por la gracia del Dios bueno habitada. Esta puerta hacia
Virgen del Traspaso y Soledad

Virgen del Traspaso y Soledad

VIRGEN DEL TRASPASO Y SOLEDAD Esta Virgen sufriente traspasada por el dolor de un Hijo haber perdido en Soledad a nosotros se ha unido viéndose entre sus hijos consolada. La amargura y la angustia que ha venido sobre andas de fe pura transportada dicen que dolor y pena avivada por la muerte del Hijo trae asido. Y ahora que de la iglesia hasta
El equipo de oro. ¡Hala Madrid, otra vez campeón del mundo!

El equipo de oro. ¡Hala Madrid, otra vez campeón del mundo!

EL EQUIPO DE ORO. ¡HALA MADRID! Vuelve el Madrid a ser ya el más sonoro equipo de este año, que después nuevos triunfos traerá y triunfos más longevos, pues de todos clubes es el más de oro. Los otros clubes todos le hacen coro sin que él a ninguno les dé el relevo, saben ellos quién fue y será el primevo de los clubes que en mundo
Reseña de "Cuarenta sonetos populares y cinco canciones diversas"

Reseña de «Cuarenta sonetos populares y cinco canciones diversas»

RESEÑA DE “CUARENTA SONETOS POPULARES Y CINCO CANCIONES DIVERSAS” Título: Cuarenta sonetos populares y cinco canciones diversas. Autor: Juan Pablo Mañueco Editorial: Aache Género: Poesía y narraciones en torrentes asonantados (una forma suave de poesía, cercana ya a la prosa) Páginas: 100. Publicación: diciembre, 2.014 Distribución:
Evoco y hablo de Tórtola de Henares (Pongo letras al tiempo)

Evoco y hablo de Tórtola de Henares (Pongo letras al tiempo)

EVOCO Y HABLO DE TÓRTOLA DE HENARES Pongo letras al tiempo. Evoco y hablo. Veo mi casa en cuesta en el Henares, donde Tórtola, otero de casares, su alma eleva encumbrando en fe un retablo. Al tiempo le voy hurtando el vocablo, le desentierro arbustos y pinares, sabinas, sendas, campos y encinares, que ahora anda el recuerdo. Evoco y hablo.
En el sueño de los vivos

En el sueño de los vivos

NICANOR Y MARÍA, EN EL SUEÑO DE LOS VIVOS (Vecinos de debajo de la casa del balcón y las dos ventanas) Tu nombre, Nicanor, boina calada, al sol y a la lluvia de Castilla, habitante de la casa que en orilla de abajo de la nuestra está habitada. Rompe mi alma en tu silueta alargada donde el color de aquellos años brilla, Y el gusto por
Málaga, parece que reinara en la vacía

Málaga, parece que reinara en la vacía

MÁLAGA Tiempo antes de salir de Andalucía me habla una voz del imponente monte del que cae hasta el mar en horizonte la urbe que se retiene todavía. Parece que reinara en la vacía caída vertical hasta las olas, alumbrada por soles o farolas según la noche sea o sea el día. Málaga es la urbe que hacia el mar suspira y brilla ante los

Soneto en cuatro lenguas (Castellano, catalán, gallego e italiano)

SONETO EN CUATRO LENGUAS (Castellano, catalán, gallego e italiano) Tiempo requeriré a la luna quieta, mústiga i en plor vestal que prega muda, per mantenere fiamma dolce e nuda si a diana en fin se acerca mi saeta. No quiero aún que diana a ley someta viaxe da vida, á vez fermosa e ruda. Imploraré a bella vestal que acuda lume á dar,
Soneto al Día de Todos los Santos y Difuntos

Soneto al Día de Todos los Santos y Difuntos

AL DÍA DE TODOS LOS SANTOS Y DIFUNTOS Quieta ciudad donde los muertos viven su vida en el recuerdo de las gentes, a otra vida mayor sirve de puentes que otro instante mejor de paz describen. Hurtan del tiempo voces excelentes que en nuestra memoria aún se perciben, en nuestra mención siempre sobreviven y en nuestra evocación están presentes.
AL HENARES SEGUNTINO (Del románico a la gubia de tus tallas)

AL HENARES SEGUNTINO (Del románico a la gubia de tus tallas)

AL HENARES SEGUNTINO (Del románico a la gubia de tus tallas) Yo digo que te admiro y que me asombra -Faenarius bautizado por romanos- que asgas Segontia, la que a propias manos del gótico al barroco nos alfombra. Brotas echando luz entre florestas que nacen en mitad de la foscura y pronto rebosan en la madura silueta de sus torres inmodestas.

Soneto al mes de Octubre

OCTUBRE (Hasta el Diluvio habrá este mes caído) De hoja caduca octubre campo cubre, frondas que fueron nido y hoy ocaso del verdor vuelto en ocre hacia el fracaso, siendo bello oro aún si rama encubre. Es su frío primero harto insalubre no tanto por frío cuanto primero, que al mundo llega raudo y traicionero, según noche y día avanza
Valladolid. Soneto a la plaza Mayor de Valladolid

Valladolid. Soneto a la plaza Mayor de Valladolid

  Valladolid A LA PLAZA MAYOR DE VALLADOLID En la urbe y más al cabo de su plaza permanecer gran tiempo es peligroso, pues -aun siendo el recinto delicioso y en donde el conde Ansúrez nos abraza-, la piedra de belleza se disfraza tanto, y de tan esbelto y armonioso modo, que Elegancia halló allí el reposo, cuanto la columnata se
Borrasca sobre el Pico del Águila, montaña a las afueras de Guadalajara

Borrasca sobre el Pico del Águila, montaña a las afueras de Guadalajara

Pico del Águila, visible desde el centro de Guadalajara   BORRASCA SOBRE EL PICO DEL ÁGUILA, AFUERAS DE GUADALAJARA Tanto picó -y tan fuerte- el afilado Pico de Águila en tarde de borrasca que izó sobre del cielo la hojarasca de su aguijón y su pincho empuntado. El cielo denso en nubes y aguzado por reja hiriente que nimbo adamasca

Castillo de Gormaz (Soria)

CASTILLO DE GORMAZ Esta fortaleza enorme y montaraz frenó un siglo -sola- la Reconquista, pues tanta tierra otrora antagonista rinde que un siglo entero fue eficaz. Después contuvo al moro africanista de modo ya rotundo y contumaz, para ser hoy arquitectura en paz. Morada de aves y del viento arista. Álzase aun más que el águila más
¡Hala, Madrid! La décima copa plateada vuelve a su patria

¡Hala, Madrid! La décima copa plateada vuelve a su patria

(Sres. lectores: Disculpen el retraso con que subo este soneto al blog de Periodista Digital, pero es que hoy es el primer día en que escribo para ustedes. No se pierdan el largo estrambote del soneto, que resume la Historia del Real Madrid en verso. Por eso es un estrambote MUY largo) ¡HALA, MADRID! LA DÉCIMA COPA PLATEADA VUELVE A SU

Soneto a Tórtola de Henares (Guadalajara)

TÓRTOLA RECLINADA Y ENTRE NIEVE (Tórtola de Henares) Tórtola de mi infancia y de mi escuela, en los años antiguos tan de frío, Tórtola de mis baños en el río y las cuestas brincadas sin cautela. Tórtola de mis juegos de plazuela, de pelota, carrera o desafío, desde la iglesia en forma de navío a la alta ermita y baja callejuela.

Juan Pablo Mañueco

Nacido en Madrid en 1954. Licenciado en Filosofía y Letras, sección de Literatura Hispánica, por la Universidad Complutense de Madrid

Lo más leído