El blog de Otramotro

Ángel Sáez García

Epístola a Jesús, un epígono de Otramotro (CXCI)

EPÍSTOLA A JESÚS, UN EPÍGONO DE OTRAMOTRO (CXCI)

Dilecto Jesús (ese que yo sé), epígono de este aprendiz de ruiseñor:

Creo que hoy, si no todos, el grueso de los diarios, nacionales y autonómicos o regionales, que se editan en la piel de toro puesta a secar recogían en su portada la foto de Pablo Iglesias con el Rey y la noticia de que Rodrigo Rato se había acogido a la “amnistía fiscal” (y, al parecer, este, que se había cogido o pillado los dedos de las dos manos con ella, empezaba a perecer).

Una vez uno/a ha acudido y accedido al cuarto de los vampiros y estos le han chupado la sangre, de allí conviene darse cuanto antes el piro. No vaya a ser que el rojo y líquido elemento les haya gustado y quieran repetir.

Mientras servidor andaba fregando los cacharros, en la capital de la ribera navarra ha caído un chaparrón. Peccata minuta o poca cosa. Nada que ver con los que le han llovido y los que le seguirán lloviendo (y tú y yo continuaremos viendo y oyendo cómo le caen) con razón al otrora reputado ministro de Economía y ahora tachado en algún aeropuerto por algún viajero o viajera de “rata”.

El juez Calatayud no solo goza de un predicamento merecido entre los de su profesión, sino también entre quienes han tenido que ver en algún proceso con él.

Conozco a quien, siendo un púber, le dio su madre un zapatillazo en las posaderas y ya no tuvo que darle ninguno más.

Toda muerte (salvo la del dictador y la de cuantos/as incitan al mal —que acaso sean las excepciones a la regla—) es lamentable; todo óbito nos disminuye.

De manera excepcional, dejo constancia aquí, en esta apostilla, respuesta a tu comentario, de la décima que he urdido mientras fantaseaba que tú eras Blas y el menda Luis, periodistas desplazados por el medio para el que trabajamos al domicilio de Rato, y no podía quitarme de la testa el desastre ecológico habido en aguas canarias por la explosión del pesquero ruso “Oleg Naydenov” y el vertido de fuel.

JUGANDO AL RATÓN Y AL GATO

Jugando al ratón y al gato
Anda un periodista amigo
Con quien se llama Rodrigo.
Tres horas lleva, no un rato,
Esperando al señor Rato,
Blas con Luis, su alma gemela,
Que vino al mundo en Tudela,
Y al hombro porta la cámara,
Donde se ve que a una támara
Le da un plátano candela.

Te saluda, aprecia, agradece y abraza

Ángel Sáez García
angelsaez.otramotro@gmail.com

Recibe nuestras noticias en tu correo

Ángel Sáez García

Ángel Sáez García (Tudela, 30 de marzo de 1962), comenzó a estudiar Medicina, pero terminó licenciándose en Filosofía y Letras (Filología Hispánica), por la Universidad de Zaragoza.

Lo más leído