El blog de Otramotro

Ángel Sáez García

¿Salvador Illa? ¡Qué joya!

¿SALVADOR ILLA? ¡QUÉ JOYA!   Voy poco, muy poco al cine. Veo algún filme en la tele; Así que acaso un telele Le dé a usted o que alucine Cuando augure o vaticine Que este año se lleva un Goya Ese ministro, una boya, Que su papel interpreta De la forma más completa: Salvador Illa, ¡qué joya!      Ángel Sáez García   

Piérola seguirá vivo, existiendo,…

PIÉROLA SEGUIRÁ VIVO, EXISTIENDO, MIENTRAS ALGUIEN RECUERDE SUS LECCIONES Al desocupado y osado lector, ella o él, de estos renglones torcidos le propongo algo que, eso es lo que calculo, intuyo y/o sospecho, al menos, devendrá un juego aleccionador, la repanocha, el “utile dulci” horaciano (omne tulit punctum qui miscuit utile dulci

Se ha armado un lío o un jaleo

SE HA ARMADO UN LÍO O UN JALEO “22.05 Cine. “El juez”. Hank Palmer es un abogado distanciado de su padre. La madre de Hank muere asesinada y Hank decide ser abogado de su padre, el principal sospechoso”. Según leo en la PROGRAMACIÓN de “El País”, concretamente, en la página 43 del ejemplar del domingo 17 de enero de 2021.

Para hacer literatura

PARA HACER LITERATURA   Para hacer literatura Y obtener un logro en ella No existe mejor estrella Que guíe que la cultura Que acopiaste. Si es de altura, Cuándo a beber de una fuente Debes o a cruzar un puente Y a petar a Beatriz Te enseñará, aunque esta actriz Lo adorne cuando lo cuente.      Ángel Sáez García    angelsaez.otramotro@gmail.com

Anda por ahí huérfana o soltera

ANDA POR AHÍ HUÉRFANA O SOLTERA Dilecto Otramotro: Como me solicitas que te cuente cómo me va, me apresto y apresuro, fautor, a complacerte sin demora. Después del alboroto y maremágnum, para tu estro poético ideal es salir a comprar lo que le falta y no sentir un ápice de angustia. La mascarilla ayuda a no ser vista. Qué bendición,

Me precio de anotar cuanto es precipuo

ME PRECIO DE ANOTAR CUANTO ES PRECIPUO Reconozco que a mí me empezó a gustar Iris desde que me hizo una confidencia que consideré entonces (y aún sigo juzgando hoy) crucial, pues venía a coincidir básicamente, en el fondo y en la forma, con otra que adujo y dejó escrita en letras de molde Jorge Luis Borges, sin que ella, Iris, hubiera

Correo divertidamente serio

CORREO DIVERTIDAMENTE SERIO Ayer, en una de las varias direcciones de correo electrónico que manejo, recibí uno divertidamente serio o seriamente divertido (llamo de esta manera a cuantos han sido escritos en la misma frontera o línea que separa el País de las Burlas del de las Veras) de quien decía llamarse, y así lo firmaba, Pilar

En Navidad a Javi echo de menos

EN NAVIDAD A JAVI ECHO DE MENOS EL ETERNO RETORNO ES INNEGABLE REVIVO, AÑO TRAS AÑO, LA ODISEA Como cualquier aserto que diga o escriba aquí podrá ser utilizado en mi contra (abundo en el parecer con quien sostiene cuanto asumió otrora, que salir a la palestra y tomar la palabra en una reunión pública o privada se parece bastante, como

Deseo seguir siendo un renacuajo

DESEO SEGUIR SIENDO UN RENACUAJO O SEA, ESTAR VIVITO Y COLEANDO Según varias encuestas (llamadas así porque, si hacemos caso a una etimología inverosímil, falsa, cuesta Dios y ayuda dar por buenas, esto es, se ponen cuesta arriba para quienes las han de creer sin objetarlas o discutirlas) o sondeos (llamados así, si consideramos o tenemos

Si a mi solicitud Dios accediera

SI A MI SOLICITUD DIOS ACCEDIERA   Exista Dios o no, si en Él creyera, Sin abrigar un ápice de duda, Que fuera su sutil mente mi aguda Le pediría, sí, y me la cediera.   ¿Te cabe que a un creyente no le diera La testa prodigiosa que dio a Buda? ¿Tal vez con una corta, tarda y ruda Consiguió alguien probar que Él existiera?

Iris, ¡cuánta atesoras bonhomía!

IRIS, ¡CUÁNTA ATESORAS BONHOMÍA!   No veo cómo viaja, musa mía, Tu aguja hacia mi nalga para darme Una solución pronta y ayudarme A en un pispás sanar mi anatomía.   Que quieras proteger mi autonomía De todo lo que pueda molestarme Y contra el bicho o virus vacunarme Dice cuánta atesoras bonhomía.   Contemplar tu

¿Es solo la verdad inaplazable?

¿ES SOLO LA VERDAD INAPLAZABLE?   Dicen que mis zarpazos son feroces Y que escribo de manera punitiva. ¿Para decapitar la élite altiva Que tanto daña malas son las hoces?   Admirada Iris, tú ya me conoces. Tienes la suficiente retentiva Para saber cuál es mi perspectiva Y por qué unas elijo y no otras voces.   A mí decir

Seguimos en contacto hasta que quieras

SEGUIMOS EN CONTACTO HASTA QUE QUIERAS Dilecta Pilar: Te entiendo, amiga, porque he comprobado que mis reflexiones, intelectualmente impecables, según mi criterio o parecer (pero acepto discrepancias o disensiones; soy un librepensador y, aunque acostumbro a enorgullecerme de tener en todo momento y lugar opinión, no suelo jactarme de dar

Breve entrevista a un Dios dubitativo

BREVE ENTREVISTA A UN DIOS DUBITATIVO EL OMNISCIENTE DUDA DE SÍ MISMO Dios, trino, Padre, Hijo y Espíritu Santo, está tan atareado (mucho más desde que hizo acto de presencia la pandemia ocasionada por el SARS-CoV-2 —Él mismo empieza a dudar de sus consabidos atributos, o sea, sus omnímodas facultades, esto es, a ser escéptico, pues

Aunque mienta, hay verdad en mis sonetos

AUNQUE MIENTA, HAY VERDAD EN MIS SONETOS   El niño que acarreo se impacienta, Porque no entiende a qué viene la prisa, Si extrae impar placer cuando la brisa Del mar le da en la cara o lo acrecienta.   En mis sonetos, Iris, aunque mienta, A que hay verdad me apuesto la camisa Y a que a la hilaridad mueven, a risa; Les echo, amén

¡Qué fina es esa línea o frontera!

¡QUÉ FINA ES ESA LÍNEA O FRONTERA! ¡QUÉ DOS FALSARIOS, DOS, HISTORIADORES! Barrunto, intuyo o sospecho que muchos y muy buenos, por divertidos, momentos pasaron otrora quienes hicieron lo mismo que ha venido haciendo, desde hace dos semanas largas, servidor, que ha estado releyendo (hace diez días, cuando empecé a hilar mentalmente

A ver si, tras la gesta, yo maduro

A VER SI, TRAS LA GESTA, YO MADURO   Yo, Otramotro, recurro a ti, de nuevo, Señor de los infiernos, y conjuro Por el veneno más amargo y puro De sierpe, que he metido en este huevo.   Te pido que con Iris un renuevo Pueda tener su siervo fiel, seguro. A ver si, de esa guisa, yo maduro, Porque brindo por mi hija/o y me conmuevo.

De la felicidad esta es la clave

DE LA FELICIDAD ESTA ES LA CLAVE (AHÍ VA UNA PROPUESTA SOBRE EL TEMA) F=A+A (CA)-CDEL (0) Está claro, cristalino, que, a lo largo (ancho y profundo) de nuestra existencia, no dejamos (ya sea de manera voluntaria, ya sea de modo involuntario) de aprender, de escarmentar unas veces en cabeza ajena y otras en testa propia. Y, así, verbigracia,

Apuntes a propósito del bicho

APUNTES A PROPÓSITO DEL BICHO “Aprendemos de la experiencia que los hombres nunca aprenden nada de la experiencia”. George Bernad Shaw Esta mañana he recibido en mi dirección más usada de correo electrónico el texto que sigue, que me ha remitido una tal Iris, que he catalogado de juguetona (esa ha sido, al menos, mi deducción): “Apreciado

¿Por qué urdo del amor y de la muerte?

¿POR QUÉ URDO DEL AMOR Y DE LA MUERTE?   Jornada tras jornada, me preguntas Por qué urdo del amor y de la muerte. ¿Te extraña que conteste que ando fuerte En ambos? ¿Nada intuyes o barruntas?   ¿Acaso jamás has hallado juntas, Bailando en un bastión, baluarte o fuerte, A sus dos quintaesencias, que dan suerte, Antes de púas

¿De dónde extraigo tantos pensamientos?

¿DE DÓNDE EXTRAIGO TANTOS PENSAMIENTOS? Son legión las/os que, sabiendo que escribo a diario, pues raro, muy raro, es el día (aquí sigo la enseñanza o el hábito del pintor griego Apeles, a quien Plinio el Viejo le adjudicaba la inspiración o quid divinum de este latinajo suyo, “nulla dies sine linea”, “ningún día sin una línea

Existen las dos que sueño

EXISTEN LAS DOS QUE SUEÑO DORMIDO ESTÉ O DESPERTADO   —¿Qué piensas de la otra vida? —¿A cuál de ellas te refieres? —A la que hay cuando te mueres. —¡Mira que eres atrevida! Sé más cauta o precavida. —¿Miente quien haya afirmado Que la tal existe, amado? —Cual bellaco. Solo existen Las dos que sueño, que embisten

En el siglo XXI hay, sí, mecenas

EN EL SIGLO XXI HAY, SÍ, MECENAS En el siglo XXI hay, sí, mecenas. Y estos son de los dos sexos, mujeres y hombres. Daré un ejemplo de cada. Iris Gili Gómez es la fémina y Luis Quirico Calvo Iriarte, el varón. A continuación disertaré única y exclusivamente de ella. La novelista, velis nolis, es mi mecenas y mi musa. Aunque desayuno,

¿Qué debes callar? ¿Qué vas a decir?

¿QUÉ DEBES CALLAR? ¿QUÉ VAS A DECIR? Hoy somos legión (le incluyo en dicha colectividad a usted, atento y desocupado lector, sea ella o él, y se suma a dicho grupo también quien firma estas líneas abajo) quienes dedicamos nuestras horas y/o jornadas de asueto u ocio a coronar nuestros hobbies o aficiones (cada uno a los suyos, por

Haciendo una limpieza más profunda

HACIENDO UNA LIMPIEZA MÁS PROFUNDA Esta mañana, antes de que la solícita “Charo” me tomara las tensiones arteriales (en las puntuales ocasiones que acudo para ese fin a la farmacia que regenta “Merche” Pascual, sita en la tudelana Avenida de Santa Ana, suele turnarse, a la hora de llevar a cabo dicho menester, con sus amables compañeras

De una mujer que así se llama, sí, Iris

DE UNA MUJER QUE ASÍ SE LLAMA, SÍ, IRIS    “Solo hay tres cosas que pueden hacerse con una mujer. Usted puede amarla, sufrir por ella o convertirla en literatura”.    George Lawrence Durrell, en “Cuarteto de Alejandría”.    Reconozco que la muestra es mínima, insuficiente y, por tanto, escasamente científica, pero he hecho

Es alguien muy especial mi amada musa

ES ALGUIEN MUY ESPECIAL MI AMADA MUSA    Es alguien muy especial mi amada musa tinerfeña, Iris Gili. Por ejemplo, es la primera ganadora de un prestigioso premio literario, el Total (por cierto, barrunto que quien tuvo la genial idea de llamarlo así fue mujer, por su sabia intuición, ya que han sido nueve o diez, ya no llevo la cuenta

Rotuló esa cuestión mi desafío

ROTULÓ ESA CUESTIÓN MI DESAFÍO Hoy, miércoles, he recordado el reto literario que me puso el sábado pasado mi amigo Emilio González, “Metomentodo”, tras ir juntos a ver y oír al teatro Gaztambide “Esperando a Godot” (1952), la pieza clásica (en la que nada pasa, por duplicado) que contribuyó a que le concedieran el premio

¿Qué hago tras pimplar buen vino?

¿QUÉ HAGO TRAS PIMPLAR BUEN VINO?   Con la pasta que mi hermano Me dio compré y leí libros Que me hicieron libre; libros Que sostengo con mi mano Izquierda, con la que imano Mi frente cuando imagino, De modo sutil y fino, Cómo pueden otras vidas Ser aún más atrevidas. Tras medio azumbre de vino.      Ángel Sáez García

La novela no deja de colarse

LA NOVELA NO DEJA DE COLARSE “La novela, mientras no deviene libro, ejemplar, no deja de colarse, es decir, de pasar por los cedazos de los diversos críticos literarios y/o lectores que acarrea, porta o portea su autor (ella o él); de blanquearse (en varios sentidos; por quedarme con uno, me decantaré o inclinaré por este: con la versión

¿La vida puede ser un palimpsesto?

¿LA VIDA PUEDE SER UN PALIMPSESTO? SI DESEA SENTIRSE DESLUMBRADA/O SI UNA/O ESTÁ ATENTA/O A CUANTO LE ACONTECE Así como ocurre en la vida misma de cada quien, si una/o está atenta/o a cuanto le acontece, a veces, el camino se bifurca y una/o, tras ponderar los pros y los contras, los beneficios que ve y los que barrunta que pueden venir

Iris Gili aprendió a aprender jugando

IRIS GILI APRENDIÓ A APRENDER JUGANDO A Iris Gili no le obligaron a leer. Siendo una niña de corta edad, sus padres, lectores empedernidos, con su actitud natural o proceder normal, le contagiaron su vicio, pasar su vista por las páginas de un libro de manera comprensiva, esto es, intentando entender, si no podía ser todo, por ser tal

¿La flor? ¡Laña entre calañas!

¿LA FLOR?  ¡LAÑA ENTRE CALAÑAS!   —Así como el diablo traza Para nuestra perdición, ¿Para nuestra bendición Pergeña sin añagaza Dios Padre la mejor baza? —Si es el demonio una araña Y su veneno nos daña, ¿El Ser Supremo una abeja Es y da miel que no veja? —La flor laña es de calañas.      Ángel Sáez García

¿Cómo me las ingenio para hacerlo?

¿CÓMO ME LAS INGENIO PARA HACERLO? IGNORO CÓMO LO HAGO, PERO LO HAGO Dilecta Iris: Hoy me siento en la obligación de aclarar (cada uno es como es, como escribió y canta Joan Manuel Serrat) esto, que tú, mi amada musa tinerfeña, no me has encargado que te hiciera ninguno de los retratos físicos, psicológicos o morales que te he hecho.

Qué casualidad, qué causalidad

QUÉ CASUALIDAD, QUÉ CAUSALIDAD Estos días estoy leyendo “Un amor”, de Sara Mesa. Hace algunas jornadas, pasé mi vista por una crítica elogiosa que sobre dicha novela había aparecido publicada en Babelia, el suplemento literario de los sábados de EL PAÍS, y se la solicité con especial encarecimiento a Pilar, la diligente y servicial

¿Por qué cada mañana me levanto?

¿POR QUÉ CADA MAÑANA ME LEVANTO? PORQUE IRIS JUSTIFICA MI EXISTENCIA Reconozco que estoy, más que enfadado, indignado, irritado. Cuenta de ello se acaba de dar Alba, mi sobrina, con la que he estado hablando por teléfono durante diez minutos, más o menos. Juzgo que adicto no soy al cabreo, ni nací con tendencia a enfurruñarme, pero,

Una y no más, santo Tomás (de aquí no)

UNA Y NO MÁS, SANTO TOMÁS (DE AQUÍ NO) La primera y única vez que accedí (acaso sea también la última que me avenga a coparticipar en otra charlotada) a que me hicieran una entrevista radiofónica, el cobarde locutor, mitad gusano, mitad “sacarrisas” (más que humorista) que me la hizo, era, además, tan vago que me formuló las

Sucinta entrevista a Iris Gili Gómez

SUCINTA ENTREVISTA A IRIS GILI GÓMEZ Solo la pandemia de la covid-19 consiguió que la novelista Iris Gili Gómez se viera forzada u obligada, velis nolis, a pulsar el botón o la tecla de pausa en su ajetreada y apretada agenda de compromisos. La literata canaria es uno de los nombres más reclamados hoy por las gentes del gremio, uno de

¡Qué artista, repartiendo remoquetes!

¡QUÉ ARTISTA, REPARTIENDO REMOQUETES! (POR DE BIRLIBIRLOQUE ARTE O DE MAGIA) Aunque usted, atento y desocupado lector (tenga el sexo que tenga y sea cual sea su identidad o tendencia sexual), no lo sepa, porque no haya recibido aún la comunicación pertinente, en la que se le notifique, para que conste allí donde convenga o proceda, que

Mañana por mi esposa tomaría

MAÑANA POR MI ESPOSA TOMARÍA Cada uno de los meses que conforman el verano tiene algo de especial. Junio, que apenas quedan unos días para que llegue julio, en que veré a Iris (menos este año, la excepción). Rememoro en agosto el mes pasado; disfruto así dos veces del edén. Elaboro en septiembre las historias que Iris, mi amada musa

Ángel Sáez García

Ángel Sáez García (Tudela, 30 de marzo de 1962), comenzó a estudiar Medicina, pero terminó licenciándose en Filosofía y Letras (Filología Hispánica), por la Universidad de Zaragoza.

Lo más leído