¿Cuándo se jodió el PSOE?

Alguien va a tener que exiliarse de España. O los españoles o su clase política. De lo contrario, la más vieja nación de Europa desaparecerá, al fin, y a pesar del dictamen de Bismarck, muerta de risa y de vergüenza ante el gigantesco esperpento que venimos viviendo desde hace años y que estos días ha alcanzado su cima. Al PSOE se

Herodes para padres

No sé si habrán tenido ustedes el gozo de disfrutar, durante el verano, de los hijos sueltos de sus vecinos vacacionales. Yo sí. Y he recordado aquella frase genial del padre de unos amigos míos –un hombre, por demás, bondadoso y estoico al que jamás le oí un grito-, ante la que sus propios múltiples hijos no podían evitar reírse:

El PSOE ya no existe

El Partido Socialista Obrero Español tuvo siempre dos almas. En la Guerra Civil, Besteiro, el moderado, el intelectual; y Largo Caballero, el sectario, el bolchevique. Sus reencarnaciones, durante la democracia de 1978, son Felipe González y Zapatero. A Felipe lo voté en el 82, aunque por entonces, jóvenes y radicales, votábamos al PCE

Británicos y separatistas

El verdadero fantasma que hoy recorre Europa es el separatismo, la ilusión egoísta por la que los problemas se resuelven solos si nos quedamos solos. El separatismo es hijo, como aquí sabemos muy bien, del nacionalismo, esa pulsión xenófoba que culpa a los demás de nuestros problemas y se fundamenta en el supremacismo racial, como en

La lengua perseguida

Quién nos iba a decir, cuando defendíamos y aprendíamos el catalán, leíamos a Castelao o estudiábamos esas pequeñas joyas arqueológicas que son el bable o la fabla, que acabaríamos pidiendo protección ¡para la lengua española! Que además, y para muestra del cumplimiento de la ley en la vieja España, es la única lengua oficial

Papanatismo anglófono

Leo que en Murcia va a celebrarse la ‘Spring Night’. Me pregunto qué será eso, si una celebración al estilo ‘halloween’, pero en primavera, tipo noche de San Juan (‘St. John’s night, of course’), o alguna fiesta musical o floral. Pero no. Al parecer, se trata de abrir las tiendas por la noche para estimular que la gente vaya

El Atleti y los separatistas

El Atleti no debería consentir que los separatistas lo utilizaran como Caballo de Troya contra España. O sea, contra el Madrid. O, más exactamente, contra el valor de emblema de España que sus enemigos le han otorgado al Madrid. El Atleti no debería mantener el silencio frente a aquellos que quieren convertirlo en el Antimadrid, entre

Rubén Darío

A Rubén le debemos la poesía moderna en español. Él es la trinidad, padre, hijo y santísimo cisne de la que saldrá todo. Estamos celebrando el centenario de su muerte, pero no parece que lo celebre nadie. La España ciega que se mira un ombligo que no existe, la España que cree que lo moderno es el caudillismo de los Tirano Banderas

Ricardo Moreno Castillo, el ‘cazafantasmas’ pedagógicos

Ricardo Moreno Castillo, catedrático de Matemáticas de Bachillerato, profesor asociado en la Complutense hasta su jubilación, y doctor en Filosofía, publicó en 2006 su “Panfleto antipedagógico”, uno de los libros más destacados entre los lamentablemente escasos ‘contestatarios’ contra la pedagogía oficial. El asunto había

Lavado de Otegui

¿Debería un periodista, de haber podido, entrevistar a Joseph Goebbels, ministro nazi de Propaganda, o a Heinrich Himmler, responsable de las SS e ideólogo del Holocausto, o a Pol-Pot, el tirano comunista y genocida de Camboya, o al mismísimo Stalin para que explicaran las razones que les llevaron a promover el exterminio organizado que

La democracia bajo sospecha

Del escándalo al hastío. Ese ha sido el cambio sentimental a que nos ha llevado la incesante riada de casos de indecencia en que estamos sumidos desde hace años. El riesgo que corremos, anegados de hartazón ante el espectáculo de la desvergüenza, es doble: en primer lugar, que abandonemos, que nos dejemos llevar por esa ‘cansera’

Montoro, el Barça y la UEFA

No sé qué relación pueda tener el ministro Montoro con la UEFA, pero algo debe de haber, pues su comportamiento con la Generalidad de Cataluña y el resto de comunidades autónomas españolas (aún), es el mismo que el de la UEFA con el Barça y los equipos que se le atreven a enfrentarse. Ya nadie en Europa duda de que el equipo nacionalista

Trotsky y Stalin en Podemos

Llueven sobre nosotros las frases de otro tiempo. Éramos jóvenes y discutíamos sobre lo que había que hacer cuando cayera Franco. Que no cayó nunca. Se murió por sí solo, sometido, eso sí, a ensañamiento curativo, sin que nosotros hubiéramos llegado a resolver los dilemas revolucionarios que nos entretenían a la vuelta de las manifestaciones

El Barça ens roba… com sempre

La década feliz del Barcelona habría sido mucho menos estupenda sin una ayuda arbitral y federativa constante, precisa y ajustada a las necesidades del equipo catalanista. Es verdad que tienen a Messi y a Iniesta, pero sin el robo al Milán (que es como hemos llamado aquí toda la vida al Milan) en semifinales de 2006; sin el robo más grande

Narbona y los ‘resort’

Volvió Narbona a Murcia, años después de haber decretado la derogación del Trasvase del Ebro, y se quejó del trato que en su día se le había dado. A Narbona nunca se la debió insultar, en efecto. Cuando abandonamos la ley y el respeto al otro, perdemos la razón. La perdieron quienes la insultaron, pero ella no la tuvo nunca. La derogación

Decide el PSOE

Blanco de cal luce desde la semana pasada el Congreso. Y bajo la cal, abrasados, Pedro Sánchez, el PSOE, el pacto. Una vez que Iglesias supo que no podría ocupar el Gobierno y, desde allí, ocupar la Nación (perdón, las naciones), lo que le queda, a lo que aspira, lo que conseguirá salvo que el PSOE “vuelva… a la razón perdida”

El catalanismo valenciano quiere entrar en la Región de Murcia

En el catalanismo, las ´panzerdivisionen´ son carros de filólogos. Convertida la lengua en una marca de pureza, los filólogos catalanistas llevan un siglo rebuscando, desde El Carche (pequeña comarca murciana con algunos valencianohablantes) a Grecia, hasta la última huella de un topónimo, de un apellido que pueda justificar la pertenencia

El antifranquismo era alegre

Aquel antifranquismo era alegre. Nunca hubo odio en nosotros, sino esperanza, el sueño de la libertad imaginada, anhelada como una gran fiesta. Teníamos unas inmensas ganas de vivir, de probarlo todo, de bailar. Y eso fue lo que hicimos durante los diez años siguientes. Tampoco había odio en los partidos. Al contrario, todo el mundo quiso

La España plurinacional de Podemos acabará con Podemos

Olvidan que quien hundió al PSOE fue el PSC y, en general, los barones, los señores feudales, hoy de tanta actualidad. Y, a su imagen y semejanza, las mareas nacionalistas acabarán con Podemos. En su profunda ignorancia de lo que es el nacionalismo, la izquierda se ha dejado parasitar siempre desde la argamasa única del odio compartido:

Roma vencida

Occidente vive en la era nefasta del pensamiento débil. Sus enemigos, no. Los grandes engañados de este momento histórico son quienes aún sostienen que hay cosas que están por encima de cualquier debate, de cualquier asamblea, de toda discusión: la libertad y la dignidad, por ejemplo. Pero cuando Roma accede a cubrir toda la belleza

Zapasánchez

Hoy ya no hay duda: ha vuelto. Como si un ensalmo, una maldición, una ´fatwa´ nos hubiera condenado para toda la eternidad a estar gobernados por él y sus máscaras. Vuelve porque nunca se fue. Contra lo que nos viene contando, a ver si nos despistamos, las recientes elecciones no nos llevaron a ningún laberinto. Fueron un sarcasmo, una

Albert Rivera, presidente del Gobierno

Si a los partidos políticos constitucionalistas les interesara el futuro de España, que no es una abstracción, sino el bienestar de 48 millones de personas, más las consecuencias inevitables sobre el sueño europeo, ya estarían negociando un acuerdo sólido para frenar a los xenófobos separatistas y reconducir la reata de errores cometidos

Florentino-Jekyll y Mr. Pérez-Hide

Puedo soportar que España se vaya a tomar por saco, porque lo inevitable termina por ocurrir, y, total, hace ya mucho tiempo que España falleció y la tenemos sin enterrar en su dormitorio, aunque cada día huele más. Pero lo que no puedo soportar es que se hunda el Madrid, tarea a la que anda fervientemente entregado, desde que se inició

Últimas tardes con Artur Mas

El milagroso empate a 1515 votos de la última asamblea de las CUP, con el fin de mantener a Artur Mas en posición de gusano hasta el último minuto, ha sido uno de los espectáculos más entretenidos de los últimos siglos. Las CUP, Candidaturas de Unidad Popular (hay que ver la cantidad de unidades populares que da España, todas peleadas),

Pavos y pollos para el bipartidismo

En estos días en que se habla tanto del cambio climático, del ascenso del PACMA (eso, 'pacmao', lo añado yo) y el fin del bipartidismo, lo que verdaderamente recuerdo con melancolía, y la certeza de que esos sí que no volverán, son los pavos y pollos camperos que en estos días traían las gentes del campo para vender o regalar a las

Pablito Iglesias y los vídeos

A Pablito Iglesias (le llamo Pablito para no confundirlo con quien él quisiera confundirse, Pablo Iglesias, fundador del PSOE) le han hecho un vídeo. Él y su reata han ascendido hacia el poder, entre otras armas, a base de vídeos y de su manejo sin escrúpulos de los medios audiovisuales. Han sido la Sexta, la Cuatro y sus tertulias en

Del PSOE al POSOE

Aunque entonces le dimos hasta en el cielo de la boca (no habíamos conocido más que la Dictadura, y lo queríamos todo), escuchar hoy a Felipe González y ver los espantajos que le han sucedido, nos lleva, como tantas otras cosas en España, a la melancolía. No sé si es esa la razón secreta del escandalillo que produjeron la semana pasada

Sefarad

Hoy que tantos españoles reniegan de una lengua que también es suya, ellos, los sefardíes, nos la devuelven intacta, como era hace quinientos años. El castellano dulce, de ‘eses’ sonoras y abundancia de sibilantes, de ‘uves’ aún labiodentales, de ‘elles’ que aún no se habían hecho yeístas, una fiesta de sonidos envolventes

Por qué sube Ciudadanos

Lo que se ha acabado son las bromas, las ambigüedades, el gambeteo. Eso que en posmoderno llamáis ‘postureo’. En situaciones de normalidad, de bienestar, sí -incluso en medio de la peor crisis, nuestras sociedades son incomparables con los sitios donde de verdad se pasa hambre, que somos unos hipócritas de caballo- la gente puede admitir

J’aimerais bien être français aujourd’hui

La tragicomedia de España, eso que la sitúa como exponente de la farsa, del esperpento, del sainete, no es que convivan en ella malamente avenidas varias naciones, como sostienen sus células cancérigenas nacionalistas, y los tontos interiores, sino que no tiene ninguna. España fue una gran nación, una de las más grandes de la Historia,

¿Están ustedes cómodos en Espanya?

Que levante la mano todo el que no esté cómodo en España. No sólo en España, sino en Espanya o Espainia, esta sucursal o colonia del nacionalismo en que se ha ido transformando España a lo largo de los últimos 35 años. Proclamemos nuestra independencia (total, no nos va a pasar nada) y desacato todos aquellos a los que no nos guste

Responso por UPyD

No sobrevivirán, seguramente, a las próximas elecciones. Pero durante muchos años fueron la única voz discordante en el desierto de la corrupción y la cobardía frente al nacionalismo que casi acaba con España. Hoy se merecen este responso, una breve oración que recuerde lo mejor de su paso por este mundo, y a todos aquellos que se

Por qué el PP ha perdido Cataluña y acaso España

El PP comenzó a perder Cataluña el día en que sirvió la cabeza de Aleix Vidal-Quadras, adobada y en bandeja, cual Juan el Bautista, al Herodes Pujol que ya entonces llevaba quince años construyendo mafia y nacionalismo en inextricable conjunción. Y la terminó de perder con el último vídeo en catalán de la campaña electoral reciente,

El nacionalismo o la peste (según Arcadi)

Ha escrito Arcadi Espada, durante un año largo como un milenio (en la Cataluña milenarista todo se mide en milenios), la crónica taurina de la expansión de la peste, el nacionalismo, en su fase de culminación y en lo que alguna vez fue el territorio que creímos un modelo. El ideal que soñábamos para nuestras ‘pobres, brutes, tristes

Susana contra la equidistancia

A lo que parece, Pedro Sánchez todavía no ha entendido, como su aspirante a compadre Iglesias, que el pasado domingo se acabaron las terceras vías, las equidistancias, el sí pero no pero quizás del estomagante PSC, el principal culpable del ascenso del separatismo, al que vendió a la clase trabajadora castellanohablante, que le correspondió

La izquierda española y la desigualdad

Lo que hace años me alejó de la izquierda para siempre es la distancia entre el objetivo que dicen perseguir, la igualdad, y lo que siempre consiguen con sus actos, la desigualdad. Lo hicieron en la enseñanza, a la que despojaron de rigor y exigencia y llenaron de nociones falsariamente bienintencionadas (y digo falsariamente, porque había

Catético Piqué

El burro, como se sabe, es desde hace unos años el signo de identidad adoptado por el nacionalismo catalán para distinguirse del toro ‘español'. Y España es la noria a la que vive atado ese burro que gira eternamente en torno a ella. Es una canción inacabable, un martirio al que estamos condenados. El nacionalismo es una enfermedad

Un caso práctico para Wert y Gomendio

Se ha empeñado ahora el Gobierno de Mariano Rajoy en atribuir sus males a una escasa capacidad de comunicación, debida, al parecer, a que han estado muy ocupados rehaciendo España. Es evidente que cuando no se explica lo que se hace es muy difícil que la gente lo entienda. Ahora bien, el verdadero reto es explicar lo que no se ha hecho,

Lo más leído