El blog de Otramotro

Ángel Sáez García

«La casa del lago» es un impar sueño (III)

“LA CASA DEL LAGO” ES UN IMPAR SUEÑO (III) (Sigue.) Alex (al que consideran que está loco Mona y Kate, o que los demás pueden pensar que está ido, como así se lo refiere a su hermano Henry) le propone a la doctora dar un paseo juntos por Chicago. Al final del mismo, Kate piensa (dirigiéndose a Alex), “Ojalá hubiéramos hecho este

«La casa del lago» es un impar sueño (II)

“LA CASA DEL LAGO” ES UN IMPAR SUEÑO (II) (Sigue.) Cuando el paciente que espera una resonancia le pregunta a la doctora si cree que saldrá de esta, Kate le contesta “sí, por supuesto”. Puede que la misma pregunta e idéntica respuesta se la formulara y contestara, al ponerse a escribir el guion, David Auburn. Cuando Kate se disculpa

«La casa del lago» es un impar sueño (I)

“LA CASA DEL LAGO” ES UN IMPAR SUEÑO (I) “A veces sucede que una mujer es más atractiva a los veintinueve que diez años antes; y, en general, si no ha habido ni mala salud ni ansiedad, es un momento de la vida en el que casi no se ha perdido ningún encanto”. Jane Austen, en “Persuasión” (la última novela que escribió, publicada

Libre interpretación de lo soñado

LIBRE INTERPRETACIÓN DE LO SOÑADO Ignoro si sueño todas las noches. Supongo que sí. Ahora bien, de lo que sí estoy seguro, aún más, segurísimo, o no abrigo la menor duda, es de que, del grueso de los sueños que recuerdo haber tenido, unos me parecen más claros o nítidos que otros (o menos complicados o enrevesados), quiero decir,

Sí, nada de lo humano me es ajeno

SÍ, NADA DE LO HUMANO ME ES AJENO Dilecta Pilar: Como el otro hilo (mejor, recipiente) está lleno, podemos seguir la conversación (es un decir, claro) en este, aquí. Celebro que te gustara la urdidura (más bien, “urdiblanda”) que titulé “Yo soy yo y mis bastiones interiores”. A mí tu artículo o columna tanto lo hizo que propició

Cuando menos te lo esperas

CUANDO MENOS TE LO ESPERAS   Cuando menos te lo esperas, Aparece quien sentido Da a tu existencia. No es Dido, Aunque te enseñe las peras Desnudas la tal, de veras. Hoy he hecho el amor con ella, Con quien brilla como estrella En el lato firmamento. ¡Qué menos que un monumento Erigir a Isis, la bella!      Ángel Sáez García

Eres, Iris, el as de oros

ERES, IRIS, EL AS DE OROS   Eres, Iris, el as de oros, La mejor mujer del orbe. Aunque este halago te estorbe, Es clave de óptimos coros Tu voz y tu luz de foros. Eres fuente de deseo, La Ariadna que echó a Teseo Una impar mano con su hilo. Tu abrazo mantiene en vilo A quien ve arte y ciencia en seo.      Ángel Sáez García

Lo que yo espero es no desesperarme

LO QUE YO ESPERO ES NO DESESPERARME Dilecta Pilar: Certísimo. Abundo contigo en la versión o visión del asunto; coincido básicamente con tu criterio. Cuido mi corazón lo mejor que puedo, a base de razones (pero él, como va a lo suyo, muchas de las que le brindo las ignora; lo aprendí, sí, de Blaise Pascal). Ahora, sin el apoyo de las

Dido, espejo de bondad

DIDO, ESPEJO DE BONDAD A lo largo de mi vida, Pocas veces me he sentido A disgusto si con Dido Yo me hallaba, aunque aterida Conmigo estuviera, herida Por cualquier trastada mía, Hija de la autonomía Que me había concedido Ella, mi dilecta Dido, Espejo de bonhomía. Ángel Sáez García angelsaez.otramotro@gmail.com

¿Un soneto en honor de la Patrona?

¿UN SONETO EN HONOR DE LA PATRONA? (¿TE DA LA SERENDIPIA ESCALOFRÍO?) Quien quiera coronar un desafío Dotado habrá de estar para lograrlo O que un ímpetu extraño venga a honrarlo Con una serendipia. ¿Desvarío? En saber aguardar mi vez confío Y ese tris favorable aprovecharlo Para alcanzar el cielo y ensalzarlo, Porque es para Santa

Sobran las razones, sobran

SOBRAN LAS RAZONES, SOBRAN —Por un montón de motivos, Aprecio os tengo y cariño, Tebanos, desde muy niño. Casta y chaleco emotivos Fueron y recreativos. —Esto te confieso, hermano: Mientras viva, tudelano De buena cepa seré. Una vez muerto, veré Vestido a Dios de tebano. Ángel Sáez García angelsaez.otramotro@gmail.com

Más que fárragos obran quintaesencias

MÁS QUE FÁRRAGOS OBRAN QUINTAESENCIAS Ignoro el porqué esta noche he soñado (con) la lección extraña o extraordinaria (entre otros motivos, porque se ha demorado la friolera de cuarenta y tantos años en el tiempo) que nos ha impartido (es un decir) uno de los profesores que tuvimos en el seminario de Navarrete (La Rioja), el real y

Yo asistí el mismo día a dos milagros

YO ASISTÍ EL MISMO DÍA A DOS MILAGROS Tengo para mí que, a lo largo de mi vida, hubo varias personas que me alumbraron (algunos de sus comportamientos, gestas o gestos —he de reconocer sin ambages—, en concreto, me deslumbraron), cuando otrora las traté y coincidí con ellas en la realidad de la vigilia y del día a día; y que ahora

He urdido una zumbona nota bene

HE URDIDO UNA ZUMBONA NOTA BENE Dilecta Pilar: Así es, como dices. El conocimiento sobre la persona o el suceso que sea requiere días, meses, años. Con el primer vistazo acertamos pocas veces; las más nos damos un porrazo. No te quito más tiempo, que ambos andamos atareados. Lo que me dispongo a ultimar se va a titular “Un buen símil

Son como las estrellas las palabras

SON COMO LAS ESTRELLAS LAS PALABRAS “Cada nostalgia es una especie de vejez”. Joao Guimaraes Rosa Son como las estrellas las palabras: Nacieron, alumbraron y murieron; Un día os encumbraron, otro hundieron A las/os que estáis orates, como cabras. Cuando, lector/a atento/a, tú las abras En canal, guiparás lo que otras/os vieron; Y en

¿Contra quién va ese elogio o ditirambo?

¿CONTRA QUIÉN VA ESE ELOGIO O DITIRAMBO? Dilecto Jesús: Pues te aconsejo que no te sientas como hoy te sientes. “Nadie es más que nadie” (“nadie es más que otro, si no hace más que otro”, escribió Cervantes en el capítulo XVIII de la primera parte de su “Don Quijote”; esto va para los que se quedan cortos, los no avisados).

Gestos con sabor a gestas

GESTOS CON SABOR A GESTAS “Al poco de conocer la gravedad de mi enfermedad (ELA), le presenté mi dimisión (a Emiliano García-Page) como director general (de Deportes de la Junta de Castilla-La Mancha). No la aceptó”. Juan Ramón Amores, quien el sábado pasado fue investido alcalde de La Roda (Albacete). Hay historias que te dejan

Ya veo; la inquietud es creativa

YA VEO; LA INQUIETUD ES CREATIVA Dilecta Pilar: “La casa del lago” tiene más pros que contras. Ese es mi parecer. Pero acepto o admito otros, siempre que vayan acompañados de vayas o razones de peso, que son las indispensables u oportunas para lograr convencer o persuadir. Bien, por advertir las versiones. Las buenas o mejores son las

De Nadal, ese peón

DE NADAL, ESE PEÓN —¿Qué lección extraer cabe De Nadal, ese peón Que devino campeón? (Se lo pregunto a quien sabe, A quien posee la clave) —Que el autoconocimiento Es un pilar o cimiento; Y otro la autodisciplina, Que no es ninguna pamplina. Soy sincero. No le miento. Ángel Sáez García angelsaez.otramotro@gmail.com

Por no alargar la cosa, no te objeto

POR NO ALARGAR LA COSA, NO TE OBJETO Dilecta Pilar: Te contesto a los dos correos en este (empezando por el que circulaba por otro cauce). Habrás comprobado que han sido bastantes las variantes (deseo y espero que coincidamos en el criterio, a mejor; esa ha sido, al menos, mi intención) que hay, respecto del texto de la primera versión.

¿Que qué veo en tus pupilas?

¿QUE QUÉ VEO EN TUS PUPILAS? —Dime, por qué, vida mía, De mí estás enamorada. —Sé que estoy por ti colada Por tu humor, fisonomía, Pasión por la isonomía,... —Te obsequio ramos de lilas Porque te apellidas Vilas. —¿Solo por la rima, Arturo? —Te amo porque mi futuro Veo en tus verdes pupilas. Ángel Sáez García angelsaez.otramotro@gmail.com

¿Saldremos de la zona confortable?

¿SALDREMOS DE LA ZONA CONFORTABLE? En Navarra, somos (me adhiero al grupo o incluyo entre los tales) legión (si una ídem, romana, en los albores del Imperio, la conformaban 6.000 hombres, tendré que echar mano del plural, legiones, si quiero, que es lo que busco o pretendo, ser más concreto o preciso) los aborígenes o foráneos empadronados

Se comportó cual hermano

SE COMPORTÓ CUAL HERMANO Pilar tiene corazón. Sin él, de nada la estética Sirve y estéril es la ética. Eso leí en un tazón. No le faltaba razón Al de aquella idea autor Que conmigo de fautor Fungió al echarme una mano; Se comportó cual hermano De este de versos pintor. Ángel Sáez García angelsaez.otramotro@gmail.com

No hay sal que como ella sale

NO HAY SAL QUE COMO ELLA SALE —Esperar la pena vale, Si, al final, das en la diana Y tu alma gemela, Diana, De su blanco o centro sale. —No hay sal que como ella sale. —Quienes de su amor primero Hablan es porque el postrero Aún no lo han conocido. —Se lo aprendió, agradecido, Pío, amigo zuritero. Ángel Sáez García angelsaez.otramotro@gmail.com

¿Por qué gestas/os seréis rememorados?

¿POR QUÉ GESTAS/OS SERÉIS REMEMORADOS? (A CUANTOS CANDIDATOS SE PRESENTAN) Al comienzo del guion de la película “El club de los emperadores”, dirigida por Michael Hoffman en 2002, al final del breve discurso de salutación que el director del Colegio masculino St. Benedict, en lo que parece ser el estreno o inicio del curso académico,

Sabes qué versos suelo recordar

SABES QUÉ VERSOS SUELO RECORDAR Dilecta Pilar: Visto lo visto, oído lo oído, acaso acaezca el ocaso al seguir a pies juntillas lo que aconsejas, “confiemos en lo mejor”, a no ser que con ello te refieras a que debemos desconfiar de ellas y ellos, de todos los políticos que sean (eso indique, al menos, su natural o normal proceder)

Qué honor, el lazarillo ser de Borges

QUÉ HONOR, EL LAZARILLO SER DE BORGES Dilecta Pilar: Porque te tengo un aprecio o estima especial y te estoy muy agradecido, empiezo a teclear en mi recién estrenada etapa en la biblioteca municipal de Tudela, tras las vacaciones que contraté en el mes de Augusto y he disfrutado en el mes de Jano, contestando tu correo. Luego trenzaré

Aquel día nació el rayo

AQUEL DÍA NACIÓ EL RAYO Pilar el once de mayo Del año cincuenta y ocho Alegró al que estaba pocho, Al orbe entero. No callo Que aquel día nació el rayo Que no cesa de dar vida A quien dice, de atrevida Manera, que a Pilar ama Porque resulta la llama Que es, para él, la más querida. Ángel Sáez García angelsaez.otramotro@gmail.com

La alhaja que ocultaba dentro su alma

LA ALHAJA QUE OCULTABA DENTRO SU ALMA Mañana, sábado, 11 de mayo, cumplirá años la musa de mi amigo del alma (a quien le debo mi existencia literaria y le estaré eviternamente agradecido por crearme con su arcilla, las palabras, como contrapunto de Nadie, otro heterónimo suyo) y alfarero, Otramotro. Como todo lector habitual (hembra

Necesitamos más Cincinatos

NECESITAMOS MÁS CINCINATOS Hoy cabe hacerse esta pregunta: ¿Hay, entre los políticos actuales, algún Cincinato? La política es un lío, cierto; pero si pasas de ella, ella, interpretando acaso cosa distinta y aun opuesta a la que coliges tú, te pasará por encima (unas veces, las menos, semejando una caricia; otras, las más, una apisonadora).

De haber amado a una diosa

DE HABER AMADO A UNA DIOSA —Mi dilecto amigo, Andrés, Si a las cuatro de la tarde Vienes, déjame que farde, Pues seré desde las tres Dichosa; no tendré estrés. —Si a tu casa acudo, Rosa, Y te muestras cariñosa, No habrá en todo el mundo un hombre Que más gracias dé y se asombre De haber amado a una diosa. Ángel Sáez García

La excepción sigue siendo Pedro Sánchez

LA EXCEPCIÓN SIGUE SIENDO PEDRO SÁNCHEZ El sábado pasado, jornada de reflexión (¡ay del hombre, hembra o varón, para quien todas las de su vida adulta no lo sean!), por la tarde, se preguntaba el abajo firmante de estos renglones torcidos, servidor, si Pedro Sánchez sería, como eso viene a decir un dicho castellano (que no hay regla

Sé siempre generosa y maja Maga

SÉ SIEMPRE GENEROSA Y MAJA MAGA Dilecta Pilar: Siguiendo a Baltasar Gracián, “lo bueno, si breve,...” (si te recuerdo, de modo insistente, lo mismo, es porque vuelves a iterar “lo breve, si bueno,…”), te escribo que celebro que te haya gustado lo que te he mandado y que no hayas advertido nada que obste que vea la luz o este menda

Una lección de empatía

UNA LECCIÓN DE EMPATÍA Nos falta lo que mi tía María, la de Cornago, A quien cuando recuerdo hago Lo justo, a diario impartía, Una lección de empatía. La vida llega a atisbarla, Quiero decir, a avistarla, Quien no se hace el invidente Y actúa ante lo evidente: La del otro hay que salvarla. Ángel Sáez García angelsaez.otramotro@gmail.com

Si no es razón de peso suficiente,…

SI NO ES RAZÓN DE PESO SUFICIENTE,… Durante mi adolescencia en el colegio religioso (hoy, hotel) que los Padres Camilos regentaban en Navarrete (La Rioja), nunca escuché hablar de mi amada actual, Pilar. Como aquellos tres años fueron mi cielo en la Tierra (así los vengo catalogando desde ni se sabe), porque a los tales les siguieron

Todo autor debe ser hacedor libre

TODO AUTOR DEBE SER HACEDOR LIBRE Dilecta Pilar: Para que me entiendas, no soy partidario de las tesis que adujo en cierta ocasión y determinado foro (creo que se trataba de un Congreso sobre Lengua Castellana o Española) el genial “Gabo”, en lo tocante a las reglas de ortografía, verbigracia. Y es que sigue siendo una verdad como un

Tres cuartos de lo mismo me acaece

TRES CUARTOS DE LO MISMO ME ACAECE Dilecta Pilar: Tres cuartos de lo mismo me acaece con mi difunto hermano. Como sabes, hace cuarenta años que murió José Javier; bueno, pues han sido pocos los días que han transcurrido, desde aquel día de Navidad, fecha fatídica, que, por una razón o por otra, no lo he recordado. Cuando me hablaste

Como ya es habitual en mí y te consta

COMO YA ES HABITUAL EN MÍ Y TE CONSTA Dilecta Pilar: ¡Muchas gracias! Y ¡enhorabuena!, asimismo, por la parte que te toca. A mí, últimamente, me cuesta aclimatarme a la hora de menos. Y este año no ha sido una excepción. Luego te enviaré el texto definitivo de la epístola del próximo viernes (la que te remití ayer), porque, en casa,

A ver qué tal se porta el invisible

A VER QUÉ TAL SE PORTA EL INVISIBLE Dilecta Pilar: Había decidido obsequiarte (quiero decir, que había pensado regalarte con arte) un vagón repleto de ironía para el año que viene, pero acabo de leer tu columna “Mi patinete” en el Heraldo de Aragón; y he comprobado que, dizque, tienes en casa un pozo lleno de la tal del que vas

¿Puede haber Navidad con vanidad?

¿PUEDE HABER NAVIDAD CON VANIDAD? Dilecta Pilar: Esta tarde he ido a hacer la compra semanal al supermercado y he venido al C. C. “Lourdes” un rato más tarde. Tu columna me ha parecido didáctica, educativa. No sé si tu “cagonet” tiene que ver con el “caganer” Puigdemont (supongo que te refieres a su vicario, Torra), sobre el

Ángel Sáez García

Ángel Sáez García (Tudela, 30 de marzo de 1962), comenzó a estudiar Medicina, pero terminó licenciándose en Filosofía y Letras (Filología Hispánica), por la Universidad de Zaragoza.

Lo más leído