Ocho mujeres y un hombre condenados a muerte por lapidación en Irán por adulterio.

La Presse Canadienne y el Foreign Affairs Committee of the National Council of Resistance of Iran han informado que han sido condenados a muerte por lapidación a ocho mujeres y a un hombre.


Una directiva de 2002 del jefe judicial de los mulláhs, Mahmoud Hashemi Shahroudi, impuso una moratoria sobre ese tipo de ejecuciones debido a las presiones de algunos países occidentales.

Sin embargo, en julio de 2007 el régimen iraní causó indignación internacional cuando Jafar Kiani fue apedreado a muerte en el noroeste de la ciudad de Qazvin.
Un hombre y una mujer – Abbas H. y A. Mahbubeh – también fueron lapidados hasta la muerte en mayo de 2006 en el noreste de la ciudad de Mashhad, aunque su ejecución nunca ha sido confirmada oficialmente.

El 04.02.08 el Tribunal Supremo de los mulláhs confirmó la condena a muerte por lapidación de dos hermanas Zohreh (27) y de Azar (28)-Kabiri Neyat en la famosa Gohardasht (Rajaishahr) Karaj en la cárcel unos 40 km al oeste de la capital Teherán.

Similarmente la pena de muerte por lapidación de un hombre de 49 años, llamado Abdullah Farivar, fue confirmada por el Tribunal Supremo en el norte de la ciudad de Sari. Este hombre tiene dos hijos.

Los nueve acusados fueron juzgados por separado en diferentes ciudades iraníes y «puede ser ejecutado en cualquier momento», dijo la activista feminista y abogada Shadi Sadr, que ha luchado desde 2006 contra la lapidación.

El procedimiento no se ha respetado y algunos de los condenados se han declarado culpables sin saber el significado de los cargos en su contra, dijo. Los nueve son acusados de 27 años de edad a 50 años. Uno de ellos es un profesor de música culpable de adulterio por tener un romance con una de sus alumnas.

«Estamos tratando de detener la ejecución de las sentencias. En segundo lugar, queremos modificar la ley penal del país, que prescribe la muerte por lapidación», dijo el abogado.

En virtud de las leyes islámicas en vigor en Irán, los hombres condenados a lapidación son enterrados hasta las caderas y las mujeres hasta el cuello.

Únicamente los fieles más devotos del Islam tienen el privilegio de tirar piedras a los condenados a muerte.

Las piedras no pueden ser muy grandes para matar al reo rápidamente, ni muy pequeñas para no eternizar la ejecución

Hasta la fecha no se ha convocado ninguna manifestación en España de gays, lesbianas, -que en Irán son despeñados o ahorcados en público-, ni de movimiento feminista para protestar contra esta infamia.

Los gays, lesbianas y feministas sólo tienen fuerza para ridiculizar las posturas de rechazo al adulterio y a la homosexualidad del Vaticano.

Pero allí donde se juega con la vida, y en donde a los gays, lesbianas, adúlteros se les asesina en nombre de Alá, estos movimientos no ven, ni oyen y no dicen ni pío.

Los multiculturalistas no critican estos asesinatos en nombre de Alá, pues lo consideran un fenómeno cultural, que enriquece con su diversidad.

Los izquierdistas no dicen nada pues son unos aliados de la extrema derecha religiosa del Islam, pues esta es un acérrimo enemigo declarado de los EEUU y de Israel.

El silencio de los izquierdistas, relativistas éticos y multiculturalistas les hace cómplices.

Pero esa complicidad les deja indiferentes, pues ellos (izquierdistas, relativistas éticos y multiculturalistas) siguen fielmente a sus Caudillos izquierdistas, y con la aprobación y aplauso de sus Caudillos les basta y satisface.

Te puede interesar

GRAN SELECCIÓN DE OFERTAS MULTI-TIENDA

AURICULARES

ACTUALIZACIÓN CONTINUA

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído